Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) [1] => WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) 1
Diario El Mundo Home

OPINIONNunca debe uno perder la capacidad de sorpresa en la vida, pues los hechos que acontecen en este país en el plano político y judicial son excepcionales.

Nunca me imaginé que la alternancia en el ejecutivo en el 2009 trajera como consecuencia tantas y tan variados resultados que sin duda alguna han llegado a modificar el propio sistema político nacional y hasta tradiciones culturales “torcidas” que existían en el plano político y en el ejercicio del poder. Así son las ironías de la vida y más en política. Por ello siempre sostendré –como demócrata radical que me considero- que la alternancia en el ejercicio del poder es lo más sano y hasta indispensable en toda democracia que se precie de ser tal en términos reales más que formales.

Cuando un mismo partido político/grupo político/grupo económico/poder hegemónico o grupo de poder en general se mantiene durante tanto tiempo en el poder, parece que ello llega a deformarlo políticamente –especialmente cuando no tiene ni ha tenido proyecto político alguno–, hasta el punto de volver irreconocible los propósitos subyacentes por los cuales gobierna, ha gobernado y/o pretende seguir gobernando, como no sea poder por poder, o sea, nada.

Independientemente de las valoraciones que pueda hacer sobre la naturaleza y el tipo de opción que el FMLN representaba como oportunidad para la alternancia, lo ocurrido en 2009 permitió que al partido que ya se había acostumbrado a ser partido en el gobierno, hasta el punto de “vaciarse” de muchas formas en él, se convirtiera en partido de oposición, y aunque ya se le había olvidado lo que es ser oposición, tuvo que aprender a serlo nuevamente, y hasta este día aún parece no haberlo aprendido del todo bien, pero ahí va.

La alternancia permitió que ARENA se reorganizara nuevamente –que lo haya hecho bien es otra cosa- pues lo traumático que representó para ellos la pérdida del control del Estado –el cual siempre utilizaron patrimonialistamente-, junto al hecho que un nuevo grupo económico emergente se había hecho con el control de su partido, hizo que el “chivo expiatorio” de todas las culpas fuera quien precisamente otrora llegara a controlar en forma casi absoluta a ARENA, pues en un momento dado, era el Presidente de la República y de su partido, del cual tenía total control -especialmente en materia financiera-, me refiero por supuesto al defenestrado expresidente don Elías Antonio Saca.

En un momento dado, y aprovechando una tradición de ejercicio partidocrático del poder utilizado por ARENA      –de hecho ellos la inauguraron después de los acuerdos de Paz–, llegó a tener un poder tan exorbitante que controlaba las decisiones legislativas a través de aquél “Bloque nefasto de derecha” –ARENA, PCN y PDC–, ejercía mucho poder e influencia en la CSJ durante la administración calamitosa y lamentable de García Calderón, controlaba plena y completamente su partido como dije y a la vez era el presidente de la República. L’État, c’est moi.

Todo lo anterior, aunado al hecho del uso de la llamada “partida secreta” que tuvo a su disposición durante todo su mandato, no hicieron más que propiciar el contexto idóneo para quizá llegar a pensar que se podía hacer casi cualquier cosa cuando se tenían bien “agarrados” los “resortes del poder” por todos lados. Sobre ese punto, en su momento Robert Blau –entonces encargado de Negocios de la Embajada de los Estados Unidos– en un cable de octubre de 2009 –publicado por un periódico digital del país– señaló: “Existe considerable evidencia, incluso el testimonio de empresarios estadounidenses, de que la administración Saca empujó leyes y forzó algunas regulaciones de manera selectiva con el objetivo de favorecer los intereses comerciales de la familia Saca.

Saca acumuló también recursos y activos bastante llamativos que no cuadran con las inversiones que hizo antes de entrar a la presidencia. Saca construyó una máquina de hacer dinero mientras estuvo en el poder”(cita textual).

No obstante lo anterior y quizá pensando bastante en garantizar inmunidad a través de volver a tener “agarrados los resortes del poder”, en un lujo de descaro, corrió nuevamente por la Presidencia de la República en 2014, la cual perdió, pero no me cabe duda que muy habilidosamente supo “negociar” sus apoyos políticos a los otros dos candidatos que se fueron a segunda vuelta –o negociar su abstención de apoyo a ninguno-, quizá a cambio de no ser perturbado en su vida post-política, por lo cual pasó a dedicarse a sus negocios, asumiendo un bajo perfil político…hasta que llegó el actual Fiscal General.

Continuará…



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.

Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) [1] => WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) 1
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) [1] => WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 445 [name] => Opinión [slug] => opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 445 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 314 [count] => 2121 [filter] => raw [cat_ID] => 445 [category_count] => 2121 [category_description] => [cat_name] => Opinión [category_nicename] => opinion [category_parent] => 314 ) 1
WP_Term Object ( [term_id] => 314 [name] => Editorial & Opinion [slug] => editorial-opinion [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 314 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 2819 [filter] => raw [cat_ID] => 314 [category_count] => 2819 [category_description] => [cat_name] => Editorial & Opinion [category_nicename] => editorial-opinion [category_parent] => 0 ) 1
Simple Share Buttons