Cerrar [X]

Editorial & Opinion

El gemido de la partidocracia

Douglas Henríquez / Miembro del Movimiento Democracia Limpia

Editorial & Opinion | Diario El Mundo

Sábado 25, Junio 2016 | 12:00 am

OPINIONDurante la dictadura vivida en nuestro país los grandes grupos populares se manifestaron en contra de un sistema político represivo que financiaba con sangre el “desarrollo” de El Salvador, esos que se quejaban de esos atropellos hoy están en el poder y bajo otro tipo de dictadura basada en la partidocracia, hoy reprimen la libertad de expresión de un pueblo que se manifiesta en contra de las injusticias de una derecha y una izquierda inoperante.

Esa bestia represiva llamada partidocracia ya no utiliza necesariamente el aparato coercitivo del Estado, más bien mantiene un capital político ideologizado al que gobierna y ordena desde los aspectos metafísicos dictados por el fanatismo partidario, esas masas que antes legitimaban el alzamiento contra el orden establecido hoy reprimen a aquellos que estamos en contra de la corrupción y de la impunidad, esa misma gente que se emociona con las manifestaciones en contra de las violaciones de derechos humanos en los años setenta, hoy en día violentan a golpe limpio los derechos humanos de otros, hoy una de las cabezas de la partidocracia gimió y demostró que no cederá su poder y que está dispuesta a generar violencia y a reprimir para consolidarse dentro de la estructura política “naturalizada” en nuestro país.

Entonces, en qué filosofía nos basamos, en una minoría de la población llamada tontos útiles que por un buen almuerzo o unas cuantas monedas (peseteros) o en el peor de los casos por nada… violentan la libertad de otros ciudadanos. Este día es histórico, 19 de junio de 2016, diversos grupos de la población aglutinada en movimientos ciudadanos decidieron decir un ¡basta ya!, pero la enfermedad no se cura de la noche a la mañana y los salvadoreños no podemos seguir siendo gobernados por una dictadura de fanáticos ideologizados que dicen defender a su pueblo, un sistema sustentado en corruptos de derecha y de izquierda que se reparten el pastel político y seguirán desangrando al pueblo llevándolo a su propia autodestrucción.

publicidad

La realidad nos dice algo muy interesante, todo se convierte en su contrario cuando no se tienen convicciones, el revolucionario del ayer se convertirá así en el reaccionario del mañana y basará su debate en la violencia, en el uso de palos y piedras o peor aún de balas, nunca se sentará civilizadamente a debatir con ideas, porque simple y llanamente no las tienen, entonces que hacemos pueblo salvadoreño oprimido que cuenta su historia a partir de nuestra gloriosas cicatrices, seguiremos soportando el embate de una elite minúscula que nos gobierna a su antojo y nos lleva a un agujero negro, o será que llegó el despertar del pueblo unido en contra de la corrupción, de la impunidad, de la violencia entre otros males que nos aquejan.

Yo, un joven de 25 años nacido después de la guerra fría, estoy harto de ese discurso divisionista que carcome nuestra sociedad y les lanzo el reto a los políticos de izquierda y de derecha que se lucran de nuestro dinero, a un debate público con los representantes legítimos de la ciudadanía en la cual den la cara y entiendan de una vez por todas que con el futuro del pueblo no se juega.



RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.

Simple Share Buttons