Cerrar [X]

Entretenimiento

Jean Paul Gaultier irreverente en pasarela de París

Moda y Estilo

viernes 6, julio 2018 - 12:00 am

¿Fumar es malo para la salud? ¿Solo los hombres pueden lucir el torso desnudo? El veterano diseñador Jean Paul Gaultier demostró que su inconformismo sigue intacto en su desfile de alta costura en París.

Mientras las autoridades sanitarias del mundo libran una lucha trascendental contra el cigarrillo y sus efectos nocivos, éste inspira un pendiente, una pulsera o un collar al diseñador adepto de la transgresión.

Sobre la cortina blanca de la que salieron los modelos, se proyectaron imágenes de volutas de humo, en un pase mixto abierto con la canción “Cigarette”, de Jacques Higelin.

publicidad

Quienes desfilaron lucieron por ejemplo una pipa o un cigarrillo electrónico. Pero también fueron representados los antitabaco, con el lema “No smoking” (no fumar) en un suéter de piel o en una máscara.

El juego de palabras es evidente, puesto que el elemento central de esta colección en blanco y negro es el esmoquin.


El mensaje también parece claro, esto es, “la libertad que deberíamos poder tener, de fumar o no”, dijo a la AFP el diseñador. “Vivimos en un mundo muy políticamente correcto”, añadió.

 

“Pezones libres”

La libertad se expresa también con el mensaje “pezones libres”, inscritos en corpiños de plástico transparentes, llevados por un hombre o una mujer.

“Los hombres tienen derecho a mostrarse con el torso desnudo, ¿por qué no las mujeres?”, dijo el diseñador francés.

Gaultier aludió así al “escandaloso” incidente en el que una joven fue obligada en abril por la dirección de su colegio en Florida a ponerse tiritas en los pezones, puesto que no llevaba sujetador.

Viktor & Rolf, la cama andante

El dúo holandés Viktor & Rolf presentaron en el último día de desfiles de la Semana de la Alta Costura una colección exclusivamente en blanco, concentrándose así en los diseños, de imaginación desbordante.

Una modelo evoca una cama andante, al lucir un abrigo acolchado extragrande parecido a un edredón, culminado con dos almohadas detrás de la cabeza.

Otra luce un traje chaqueta blanco, puntuado de una decena de grandes lazos brillantes de color gris.

El plisado colocado sobre las solapas de una chaqueta es rígido, de manera que adopta una forma de abanico. Un vestido blanco de noche presenta tres grandes agujeros, como si hubiese sido mordido por una boca gigante.

 

Franck Sorbier, decimonónico

“¡Ayuda!”, bautizó así el francés Franck Sorbier su nueva colección, abierta con dos niñas que agitaban sendas pancartas en las que se podía leer “Deja de perjudicar a mi planeta” y “Deja de perjudicar a los animales”.

Inspirado en animales como la zebra, el orangután o el rinoceronte blanco, el diseñador presentó una serie de vestidos de influencia decimonónica, que fueron lucidos por bailarinas al ritmo de una música oriental interpretada en directo.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.