Cerrar [X]

Buenos Días

La mezcla de accidentes y motociclistas

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

Miércoles 27, Julio 2016 - 12:10 am

alvaro-rojas1El viceministro de Transporte, Nelson García revelaba ayer las estadísticas de los accidentes de tránsito y confirmaba algo que ya suponíamos por lo que vemos a diario en nuestras calles: en la mayoría de los accidentes registrados está involucrado un motociclista.

Jamás he manejado una moto, pero tengo que confesar que en algún momento consideré comprarme una ante los enormes congestionamientos de tráfico que se dan en el Área Metropolitana -ayer pasé casi dos horas para venir de mi casa al trabajo, por ejemplo- pero bastó ver un par de accidentes para desanimarme de la idea.

Hay diversos factores para esos accidentes. Desde esa costumbre de los motociclistas de meterse por dónde sea e invadir carriles como si nunca han leído la ley de tránsito, hasta los conductores de automóviles y autobuses que no tienen consideración alguna hacia el motociclista que usa su  físico como carrocería.

publicidad

Muchas de las víctimas de accidentes de motocicleta son abandonados en el lugar y la gente solo contempla indiferente los percances. La falta de solidaridad hacia un motociclista accidentado es una constante, pero también lo es su osadía al pasar entre los carros.

Son miles de personas que hasta se atreven a manejar sin licencia -incluyendo hasta los mismos policías- y saben que no pasa nada. El caso más terrible es de los propios motoristas del transporte colectivo de pasajeros, pero sabemos que ciudadanos comunes son igual de irresponsables.


La verdad es que en este país manejamos muy mal, no hay respeto alguno por las señales de tránsito y los policías tienen tanto qué hacer con la inseguridad, que ven el problema del tránsito como un problema menor, pero tiene enormes costos para la ciudadanía y para el país. Eso necesita un profundo cambio cultural.

 

 




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.