Cerrar [X]

Buenos Días

Las claves del éxito de Nueva York en seguridad

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

miércoles 24, enero 2018 - 12:00 am

Nueva York tiene 8.5 millones de habitantes y durante el 2017 solamente tuvo 290 homicidios, es la cifra más baja desde 1951 y representa una reducción de 13.5% en relación al 2016. Un artículo de la BBC explicaba la semana pasada cómo la ciudad más importante de Estados Unidos ha logrado reducir sus índices de violencia.

Algunas de esas fórmulas ya las hemos escuchado. El exalcalde de Nueva York, Rudolph Giuliani, fue uno de los primeros impulsores de una política de seguridad que redujo el crimen y convirtió a Nueva York en una ciudad cada vez más atractiva para los turistas y para los inversionistas. Giuliani estuvo intentando vender su método en el país, pero evidentemente no tuvo éxito.

Pero más allá de Giuliani, vale la pena convertir a Nueva York en un caso de estudio para El Salvador y su enorme problemática de seguridad.

publicidad

La BBC cita cuatro claves que llevaron a mejorar la seguridad pública en Nueva York: más policías, nueva tecnología, cambio de estrategia y, la gente y el dinero.

En el caso de más policías y de cambio de estrategia, llama la atención el énfasis en  la mayor cantidad de agentes asignados a antinarcóticos, combatir el narcotráfico ha sido prioridad. Con la venta de drogas vienen otros delitos: asesinatos, robos, hurtos, asaltos, etc. La policía neoyorquina atacó duramente la venta pública de drogas, porque esto traía disputas de territorios -como en El Salvador- entre pandillas rivales.   Ya sabemos que aquí eso es descarado y hay lugares donde se vende droga casi frente a los policías o soldados.


Vale la pena profundizar en estos casos de éxito. Si durante más de dos décadas, la seguridad solo ha ido deteriorándose, vale la pena plantearse esos cambios de estrategia que hicieron de Nueva York el caso exitoso que es hoy.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.