Cerrar [X]

Política

“Las deudas son parte del fútbol, aquí y en todas partes del mundo”

Iván Barahona

miércoles 5, julio 2017 - 12:00 am

Lisandro Pohl, nuevo presidente de la Primera División

Lisandro Pohl fue nombrado el lunes pasado como el presidente de la Primera División de Fútbol, tras la renuncia de Pedro Arieta, y su primer reto al frente de la Liga es tratar de solventar el problema de C.D. Chalatenango, que fue desafiliado de la Primera División, debido a que no cumplió con las deudas a los jugadores, por lo que no pudo hacer la inscripción federativa.

Tras la desafiliación, el alcalde de Chalatenango, Rigoberto Mejía, presentó este martes una propuesta que pretende mantener al equipo en Primera División con el nombre A.D. Chalatenango, pero para ello tendrá que comprar la franquicia en $100 mil, con cuyos fondos se cancelaría parte de la deuda a los jugadores que demandaron al equipo. No obstante, la última palabra la tendrá la Federación.

publicidad

 

¿Cuál es su postura sobre la decisión de desafilar al Chalatenango?


Yo la veo en dos partes, la primera me parece correcta, que es la desafiliación y el castigo a sus directivos irresponsables; pero por otro lado deja un vacío que es la situación de los jugadores, ahí es donde la Liga está tomando la iniciativa de encontrar una solución para resolver la situación de los jugadores. Eso ha quedado pendiente de una reunión que va a tener el comité ejecutivo de la Fesfut el próximo jueves. Ojalá ahí se apruebe la moción que hemos hecho y se solucione definitivamente.

 

¿Considera que se pudo haber evitado que el problema llegara a estas instancias?

Cuando se empezaron a dar las primeras demandas ahí se debió haber actuado con más rapidez para poner candados en cuanto a la programación del equipo. Es más fácil para una directiva, aún irresponsable ante la oportunidad de perder la categoría, resolver una deuda de $25 o $30 mil que posiblemente una de $70 mil. Creo que ahí se debió haber actuado con más precisión para hacer efectivas las demandas que los obligara a ellos en ese momento, que no eran muy altas a pagarlas. Pero al irse dando alargue iban acumulando deuda y ya una vez cuando se acumula una gran cantidad de deuda ya se te hace difícil pagarla.

 

¿Considera justo que los equipos que deben a sus jugadores continúen compitiendo en Primera División?

Las deudas son parte del fútbol, aquí y en todas partes del mundo, la cosa es que todo tiene que ser dentro de ciertos parámetros. No se pueden dejar esas deudas crezcan a niveles que es mentira que las va a poder afrontar un equipo, esto tiene que servir de experiencia no solo en la Federación, sino a nosotros como equipo también para estar atentos de aquellos miembros de nuestra institución que estén pasando por ese problema, no solo para ver cómo se les señala, sino qué vías podemos tomar para que no caigan en ese impago.

 

¿Cómo se desarrolló el proceso para su elección como presidente de la Primera División?

Cuando se iban a reunir para reestructurar a la junta directiva, habían varios cargos que tenían que ser elegidos y antes de comenzar a tocar ese punto, el presidente en funciones Pedro Arieta presentó su renuncia de carácter irrevocable. Entonces se reestructuró toda la junta directiva y ahí propusieron mi nombre para el cargo de presidente; nueve equipos la apoyaron y así fue como quedé nombrado presidente de la Primera División.

 

¿Cuáles son sus expectativas como presidente de la Primera División?

Ahorita todo ha sido muy rápido, pero sobre todo empezar a crear un orden para poder funcionar de una forma más eficiente que en eso ya hemos empezado a trabajar, poco a poco vamos a ir haciendo cambios que mejoren la funcionalidad de la Liga.

 

¿Cuáles son los puntos que considera que deben mejorarse en el fútbol salvadoreño?

El fútbol salvadoreño necesita mejorar muchas cosas, pero obviamente eso ya es competencia más de la Federación que de nosotros como Liga. Nuestro trabajo es más administrativo. Eso no quiere decir que nosotros no podamos aportar muchas cosas, en eso vamos a ver cómo mejoramos las relaciones, no personales, sino laborales con la Federación para poder ayudar a que el fútbol vaya mejorando.

 

¿Qué medidas tomará para aportar en este proceso, para que el fútbol mejore?

Básicamente se resume en un liderazgo, ideas claras, buenas propuestas para mejorar, escuchar también propuestas de otras personas, poderlas acoplar a las que uno tiene y en esta forma poder trabajar en equipo para mejorar muchas cosas. Entre más en equipo trabajes, más se avanza.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.