Cerrar [X]

Editorial & Opinion

Las encuestas se equivocan

Roberto Cañas López / Académico, firmante de los Acuerdos de Paz

miércoles 29, noviembre 2017 - 12:00 am

Para muchas personas, cuando las encuestas revelan que un determinado candidato va a ganar una elección, lo dan por cierto, lo consideran indiscutible  piensan que las encuestas,  no pueden equivocarse, suponen que nunca cometen un error. La verdadera realidad es que las encuestas electorales no son infalibles.

Para muestra bastan dos botones: en Chile en las elecciones presidenciales todas las encuestas daban por ganador a Sebastián Piñera, la encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP), atribuía a Piñera (derecha) un 44,4 %, seguido de Alejandro Guillier (centro izquierda) con un 19,7 %, y Beatriz Sánchez (izquierda) con un 8,5 %. Los resultados fueron totalmente diferentes: Piñera obtuvo 36,7% de los votos, muy lejos de los 44 puntos que anticipaba la encuesta del CEP. Guillier logró 22,7%, y la candidata del Frente Amplio obtuvo 20,3% de los votos, muchos más votos que lo que las encuestas le pronosticaban

Las encuestas: “Estuvieron permanentemente equivocadas”; Según Guillier “las encuestas en Chile estuvieron mal hechas porque se hicieron como instrumentos políticos de la campaña”.

publicidad

Pero no vayamos tan lejos, en Honduras todas las encuestas, le daban diez puntos de ventaja a Juan Orlando Hernández candidato del partido oficial y actual presidente de Honduras sobre Salvador Nasralla.  Según los primeros resultados oficiales del Tribunal Supremo Electoral, con un 57% de los votos escrutados Nasralla candidato de la Alianza de Oposición aventaja a Hernández, su rival del Partido Nacional, en casi cinco puntos porcentuales, 45,17% a 40,21% y todo parece indicar que la tendencia es irreversible.

Paremos de contar. Que quede claro: Las encuestas no son palabra de Dios, no son infalibles, se equivocan al predecir quien va a ganar una elección, no se pueden sacar conclusiones simplistas a partir de los datos de las encuestas.


En El Salvador según el Código Electoral está prohibida la difusión de encuestas quince días antes de la fecha de las elecciones y hasta que se declaren firmes los resultados de la misma, esto se hace con la intención que los resultados de las últimas encuestas, no influyan en la  en la inclinación de voto de los salvadoreños y esto digamos que es bueno; pero lo malo es que, en este momento que faltan más de un año para las elecciones presidenciales, las encuestas supuestamente ya tienen un ganador.

A Winston Churchill le atribuyen citas como estas: “Sólo me creo las estadísticas que yo, personalmente, he manipulado y otra más gráfica: “Las estadísticas son como un borracho en un poste: le sirve más de apoyo que de iluminación. Independientemente si Churchill, dijo o no estas frases, lo que expresan con claridad es una realidad: las encuestas: son manipulables, y es imposible negar que con los resultados de una encuestas un político puede crear climas de opinión favorables a un determinado candidato o partido político, el engaño reside en que, a una encuesta se le da un carácter de precisión estadística, que supuestamente garantiza su validez.

Lo que se necesita saber para interpretar los resultados publicados en una encuesta es: primero quien pago la encuesta, segundo cual es la empresa que hizo la encuesta. Tercero conocer la ficha técnica de la encuesta es decir los datos de la encuesta; ¿cuándo se hizo la medición?, ¿con que tamaño de muestra?, ¿con que margen de error?

Las empresas encuestadoras si son serias al publicar los resultados de una encuesta,  deberían informar: si la encuesta se hizo en los hogares o en sitios públicos, el tamaño de la muestra, el margen de error, dar a conocer las preguntas del cuestionario, Es necesario que cuando se publiquen en un periódico los resultados de una encuesta se coloque en un recuadro “la ficha técnica” con todos estos datos.

Es importante conocer ¿cómo se redactaron las preguntas?, pues al redactar las preguntas y al ponerlas en un orden determinado se puede inducir respuestas. Y también es fundamental saber cuándo se hizo la encuesta pues la opinión de las personas cambia, una encuesta es una foto de la realidad en el momento que se realizó, no se puede inferir que las personas seguirán pensando igual una semana después, un mes después o un año después. Así que no te dejes confundir, busca el fondo y la razón de las encuestas.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

Incendio en la casa del vecino

La democracia en Centroamérica está en peligro: cuando todos pensábamos que los fraudes electoral...

MÁS INFORMACIÓN
Presupuesto 2018 a cambio de pacto de transición

Todo anda mal si en reuniones privadas, se busca llegar a acuerdos que después se aprobarán durant...

MÁS INFORMACIÓN
Migración en el centro de la vida del país

En fin seguiremos esperando la decisión sobre el TPS, pero no hay que hacerse ilusiones, la decisi...

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.