Cerrar [X]

Nacionales

Más de 4.000 policías reciben ayuda psicológica por violencia

EFE

viernes 23, diciembre 2016 - 5:30 pm

Los policías y soldados salvadoreños que entre 2015 y 2016 han recibido atención psicológica por las secuelas de violencia que vive el país sobrepasan los 4.000, de acuerdo información oficial a la que Acan-Efe tuvo acceso hoy.

Las cifras de la Policía y del Ejército dan cuenta de que en estos dos años un total de 3.934 policías y 79 soldados han sido sometidos a tratamiento psicológico por secuelas ligadas a su labor de seguridad.

En El Salvador hay 24.000 policías y más de 10.000 militares, pero se desconoce exactamente la plantilla de las fuerzas armadas por motivo de seguridad.

publicidad

Los cuerpos de Seguridad encabezan una ofensiva gubernamental contra las pandillas, que según las autoridades buscan asesinarlos como medida de presión para lograr prebendas para sus líderes encarcelados.

Recientemente, el fiscal general, Douglas Meléndez, aseguró que los crímenes son una manera de “amedrentar” y “bajar la moral” de los miembros de los cuerpos de Seguridad, que encabezan la ofensiva contra estas estructuras lanzada por el Gobierno el pasado mes de abril.

Los reportes oficiales señalan que desde 2011, año en el que comenzó una tendencia al alza de los asesinatos de miembros de los cuerpos de Seguridad, un total de 203 policías y 100 soldados fueron ultimados, crímenes de los que 193 son atribuidos a las pandillas.

En 2011, las autoridades salvadoreñas registraron una escalada del 135 % de los agentes estatales asesinados respecto a 2010; en los dos siguientes años, que coinciden con la vigencia de una tregua entre las principales pandillas, hubo un descenso de hasta el 44 %.

Estos crímenes tuvieron un repunte en 2014, cuando se rompió el armisticio, del 161 %; de igual forma, los homicidios atribuidos a las pandillas tuvieron un repunte del 383 % en 2011 y del 254 % en 2014.

Otra forma de persecución que los policías y soldados sufren es el asesinato de sus familiares, situación que se ve agudizada porque los agentes de los cuerpos de seguridad y sus familias habitan generalmente en zonas dominadas por pandillas.

Los asesinatos de policías y soldados también se ven revestidos de extrema violencia.

Uno de los últimos casos se registró a inicios de noviembre, cuando un miembro del Ejército fue asesinado a tiros y decapitado en el nordeste salvadoreño.

Otro ejemplo es el de un policía ultimado con arma de fuego en octubre del 2015 en la localidad de Santa Tecla, 12 kilómetros al suroeste de San Salvador, y su cuerpo fue calcinado posteriormente.



RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

La reina Isabel II bebe cócteles todos los días

El chef de Isabel II reveló que la monarca a sus 90 años, bebe cócteles casi …

MÁS INFORMACIÓN
Mejorarán espacios públicos para jóvenes

El Ministerio de Justicia y Seguridad Pública implementará a partir de este año el programa de …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.