Cerrar [X]

Nacionales

Más de 900 niñas dieron a luz cada mes entre 2013 y 2017

Blanca Archila

lunes 19, junio 2017 - 12:03 am

En 2013, Karla tenía 14 años de edad y cursaba el quinto grado en una escuela de Cojutepeque. Tenía una relación con un joven de 19 años y recibieron la noticia que serían padres. Karla es una de las 23,968 niñas que ese año dieron a luz.

Entre el 2013 y marzo de 2017, al menos 900 niñas de 10 a 17 años, aproximadamente se convirtieron en mamás, cada mes, según las estadísticas de la dirección de vigilancia sanitaria del Ministerio de Salud, entregadas a Diario El Mundo a través de la Ley de Acceso a la Información Pública (LAIP).

Es decir, en ese periodo,  cada día, 30 niñas dieron a luz en la red pública hospitalaria.

publicidad

La ley penaliza las relaciones sexuales en menores de edad en dos delitos: violación cuando se trata de un menor hasta los 15 años y estupro, cuando tiene entre 15 y 17 años de edad. El delito de violación es castigado con prisión de cuatro a diez años, mientras que el estupro de cuatro a ocho años de cárcel.

A pesar de la protección que otorga la ley, pocas son las  denuncias por dichos delitos. Por ejemplo,  en el año 2016, el Ministerio de Salud reportó 7,405 partos de niñas entre 10 y 17 años, pero en el Consejo Nacional de la Niñez y de la Adolescencia (Conna)  solo fueron registrados  2,627 casos de vulneración al derecho de integridad sexual en niñas.


Una fuente del hospital San Rafael de Santa Tecla explicó que una de las causas que originan la disminución en las denuncias es porque: “Hace como dos años se intentó reportar casos de adolescentes embarazadas a la Fiscalía, pero las adolescentes negaban que su embarazo fuera producto de violación y explicaban que era bajo su consentimiento”.

“Escuchar que una chica de 15 años dice que su embarazo fue consensuado, no es real porque no tiene la edad ni el desarrollo evolutivo para tomar esa decisión, más bien ella está escondiendo detrás de esa respuesta, un mecanismo de supervivencia”, dice el especialista en salud y desarrollo de adolescentes del Ministerio de Salud, Mario Soriano.

El especialista explicó que el embarazo en menores es medible en el país, a través de la Tasa Específica de Fecundidad (TEF).  En El Salvador, hay 74 recién nacidos por cada 1,000 habitantes menores de 18 años, pero en el mundo no existe un indicador que pueda medir los embarazos en niñas, “porque es un problema regional”, explicó Soriano.

“En El Salvador un embarazo en niñas es visto de manera natural. Dicen: ‘Bueno, tenía que pasar’ y son factores culturales, es más terminando culpando a la chica, por el embarazo y olvidamos que es una consecuencia de vulneraciones de derechos: la escuela, la vestimenta, la alimentación, la seguridad. La vulneración a todos estos derechos se manifiesta en un embarazo”, explica el médico.

 

Uniones tempranas

La Asociación Panamericana de Mercadeo Social (Pasmo)  señalan que las autoridades deben investigar el comportamiento sexual de jóvenes desde temprana edad.

“Se registran casos embarazos de 10 años, nueve años, y es ahí donde debería abordarse ese componente aparte, trabajar la educación sexual en niños, debería trabajarse componente de protección y autocuidado de niños, que los niños sepan cuáles son las conductas adecuadas y erróneas, enseñarles que deben conocer su cuerpo y las practicas correctas e incorrectas”, dijo Iván Fuentes, quien es médico de Pasmo.

En el año 2016, unas 1,445 niñas de 10 a 14 años fueron inscritas en control prenatal, pero el Ministerio de Salud únicamente registró 830 partos. Estos partos son avisados por el personal de salud, al Conna, quien determina si el embarazo es producto de una violación y brinda el seguimiento de estos casos.

Un estudio del Ministerio de Salud del 2014 indica que la mitad de  niñas entrevistadas decían tener una unión con su pareja, antes del embarazo. “Las que tienen más oportunidad de unirse son las más pequeñitas”, explica Soriano.  “Hombres mayores se están acompañando con niñas, y pasan seis meses sin embarazo, por eso, porque viven una unión previa con niñas de 10 a 14 años”, afirmó Soriano.

Como solución para reducir los embarazos en adolescentes, los expertos hablan de implementar la educación sexual desde el hogar y las escuelas. Sin embargo, de una planta de aproximadamente 50,000 docentes, solo dos mil han recibido capacitación, para brindar educación sexual desde centros escolares.

“Debería establecerse una estrategia con el Ministerio de Educación, debería ser integral, de acuerdo a las edades de cada niño. Los maestros son una parte importante, deberían de ser convencidos que es necesario llevarlo a los jóvenes”, indicó Fuentes.

Después que Karla dio a luz a una niña, a los 14 años de edad dejó de estudiar, sin embargo, años más tarde, quedó embarazada nuevamente y tuvo una segunda bebé, antes de cumplir 18 años.

Esta es otra de las preocupaciones de las autoridades, la incidencia de los embarazos precoces. “Ocho de diez entrevistadas después de dar a luz dejaron de estudiar”, afirmá Soriano y concluye que esta situación está vulnerando el derecho a la educación.

 

 

Hospitales que atendieron más partos en niñas

Hospital de la mujer Dra. María Isabel Rodríguez, de San Salvador: 464

Hospital San Rafael de Santa Tecla: 422

Hospital Dr. Jorge Mazzini Villacorta, de Sonsonate: 394

Hospital San Juan de Dios, de Santa Ana: 347

Hospital San Juan de Dios, de San Miguel: 319

Hospital Francisco Menéndez de Ahuachapán: 211

Hospital Santa Teresa, de Zacatecoluca: 209

Hospital J Dr. Juan José Fernández, de Zacamil, en Mejicanos: 180

Hospital de San Pedro en Usulután: 179

Hospital Nuestra Señora de Fátima, en Cojutepeque: 178

 

1,445 niñas

Fueron inscritas en control prenatal en 2016, pero solo 830 dieron a luz.

46,877 partos

En niñas entre los 10 y 17 años de edad, atendió la red de hospitales públicos.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.