Cerrar [X]

Nacionales

Ordenan proteger más familias víctimas de desplazamientos

Yessica Espinoza / Iliana Cornejo

jueves 23, noviembre 2017 - 12:04 am

Una unidad especial de la Policía Nacional Civil desplegó un operativo en la lotificación en busca de los pandilleros que amenazaron la familia. / Marcela Moreno

La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, ordenó ayer a la Policía Nacional Civil y a la Fiscalía General de la República adoptar medidas para proteger a dos familias más, que han sido víctimas de desplazamiento forzado, causado por las pandillas.

“Ni la Policía Nacional Civil, ni la Fiscalía General de la República, ni la Unidad de Protección a Víctimas y Testigos de la Unidad Técnica Ejecutiva del Sector de Justicia (UTE) han emitido de forma oportuna las medidas para el procesamiento de los responsables de los delitos que han denunciado (los grupos familiares).

publicidad

Ayer, la Sala admitió dos demandas de amparo de grupos familiares, quienes han dicho a los magistrados que sus derechos a la seguridad material, protección familiar, protección no jurisdiccional, libertad de circulación y propiedad han sido vulnerados.

“Deberán proporcionar, de forma inmediata, los mecanismos de seguridad pertinentes para que los demandantes puedan retornar a su domicilio a efecto de recuperar los bienes materiales respectivos que se encuentran ahí, y que no han podido recuperar por las amenazas sufridas.


La Sala también ordena no revelar las identidades de las dos familias y pone reserva al expediente.

Las familias se llevaron consigo lo que pudieron, el resto de objetos y muebles quedaron en el lugar. / M. Moreno

Huyeron ayer

Al menos cuatro familias abandonaron, ayer, sus casas tras ser amenazadas de muerte por miembros del barrio18, facción revolucionarios que asedia la Lotificación Brisas Joya de Joya Grande, del municipio de Apopa.

Mientras un grupo de personas regresaban a sus casas de celebrar una fiesta, cargando unos globos, otras habían cargado camiones con camas, refrigeradores, cocinas y muebles para decir adiós al lugar que hasta ayer había sido su hogar.

Según versión de la Policía Nacional Civil (PNC) la noche del martes, una de las familias recordaba, con un rezo, la muerte de una miembro de la familia, quien murió en manos de las pandillas en agosto del año pasado. En ese momento, los pandilleros irrumpieron el hogar para amenazarles si no abandonaban la zona. Las familias no tuvieron otra opción más que la de retirarse por miedo a represalias. “Fue amenazada por la pandilla. Por esa situación la familia ha tomado a bien retirarse, ellos les habían dado un tiempo, nosotros estamos protegiéndolos por esa situación”, dijo un agente policial que se encontraba en la zona dirigiendo un operativo.

Al entrar al pasaje donde residían, el ambiente era tenso, los perros ladraban y las casas estaban completamente vacías. La policía perseguía a los sospechosos que habían huido por un barranco.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.