Cerrar [X]

Editorial & Opinion

Por fin un acuerdo político

Dr. Mauricio E. Colorado / Abogado

lunes 2, octubre 2017 - 12:00 am

Finalmente, y después de mucho esfuerzo, los desprestigiados políticos de nuestro país han logrado un acuerdo político en el tema de las pensiones, que parecía un tema sin solución. Este acuerdo –precario, pero al fin acuerdo- ha desentrampado el permanente conflicto de intereses que prevalece en nuestra Asamblea Legislativa, con el efecto de afectar toda la actividad cotidiana comercial, bancaria, financiera, impositiva y en general toda la actividad productiva de nuestra nación.

Es de admirar lo que ha ocurrido en mucho tiempo en el accionar de nuestras autoridades, poniéndose de acuerdo en la aparente solución de un grave problema como lo es las pensiones de los trabajadores jubilados, y que de alguna manera han entregado su trabajo a El Salvador.

Sin embargo, algunos escépticos no desean celebrar este resultado con las cuentas del gran capitán, porque conociendo las artimañas de estos señores, y conociendo que estamos en un tiempo de precampaña electoral, se tiene el conocimiento de que todo, es susceptible de cambio por los mismos políticos, porque no es la primera vez, que una ley se aprueba “para mientras” y se reforma a la primera oportunidad, con el ánimo de acomodarla a los verdaderos intereses que se imponen a la larga.

publicidad

Esperamos que las dudas que se han originado en todo este debate que lleva meses en la discusión de los entendidos en la materia, quede claro, que las pensiones se han establecido y fundamentado en la protección del servidor, que ha entregado su vida por su país. Debe quedar muy claro que el dinero acumulado en las instituciones dedicadas a cuidar y resguardar esos dineros, es para garantizar la vejez e incapacidad de quien ha llegado al momento de gozar un retiro y descanso digno y cómodo.

Se debe rechazar la malévola idea de que ese dinero ahorrado por los trabajadores se puede tomar prestado a intereses ridículos, para desarrollar inversiones políticas que no garantizan resultados beneficiosos para sus dueños.


Ciertamente, quienes han negociado el tema de las pensiones han logrado acuerdos que de no obtenerse, representaban la seguridad de un nuevo impago de compromisos financieros importantes, que causarían un desprestigio mayúsculo para toda la nación, pero a la delicada situación a la que han llegado las finanzas públicas de El Salvador, exigen hacer un verdadero examen de conciencia – mantener el gasto, menor que los ingresos- y no buscar la solución por medio del endeudamiento continuo y permanente que equivale a hacer mas profundo los agujeros fiscales, en el supuesto que serán gobiernos futuros quienes deberán solucionar los desajustes que se provoquen desde ahora.

Es encomiable que se haya logrado este primer acuerdo político de gran magnitud para la nación, y hacemos votos para que la intención de servir y proteger a El Salvador se prolongue en el tiempo, tomando este momento como punto de partida para dejar el egoísmo político que ha surcado nuestra atmosfera por tantos años. Los partidos políticos –todos- deben tomar conciencia de que los ciudadanos esperan verdaderas soluciones para la época de la jubilación, y que quien traicione esa justa ambición, será efectivamente castigado con el voto de marzo del 2017.

Las encuestas que han proliferado en los últimos días, presentan un panorama inseguro para todos los partidos políticos, quienes deben demostrar con hechos, que su interés en El Salvador es  genuino y no solamente para cambiar una oligarquía por otra. Ciertamente se reconoce que el campo político, se impone un cambio generacional de la dirigencia, con el costo que significa la experiencia que se aprende, y la experiencia que se agota.

Albricias señores políticos, el esfuerzo de lograr los acuerdos demuestra que hasta los mas encontrados problemas tienen solución. El pueblo observará y analizará lo logrado con las pensiones, y evaluará si se han tomado en cuenta los verdaderos intereses del trabajador, o si todo es propaganda barata.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.