Cerrar [X]

Editorial & Opinion

¿Por qué el sistema de justicia y seguridad es tan caro en El Salvador, en el 2016?

Herbert Danilo Vega Cruz / Abogado

jueves 2, junio 2016 - 12:00 am

El Salvador, un país en el cual mueren asesinados un promedio de 20 personas de cada 100 todos los días; donde uno de cada 70 jóvenes está preso en un centro penitenciario; donde del 100 % de los jóvenes salvadoreños, el 33 % trabaja y estudia, el 33 % o solo trabaja o solo estudia y el 33 % ni trabaja ni estudia; donde el 60 % de la población (es decir, seis de cada 10 personas), no tiene acceso al crédito bancario, no tiene casa propia, vive en estado de pobreza y tres de cada 10 viven en pobreza extrema.

Donde 164 familias salvadoreñas acaparan el 70 % de la riqueza nacional y el 70 % de la población se reparte el 30 % de la riqueza nacional; donde el salario mínimo ha sido superado en un 60 % por los precios de la canasta básica del mercado; un país en el que el presupuesto general de la nación para el año 2016 es de $4,800 millones; un país en el que el 13 % de la población ha declarado la guerra por medio de la delincuencia común y organizada al 87 % de la población decente, honesta y trabajadora, NOS CUESTA: $942.4 MILLONES, para el año 2016, es decir: $265.9 millones para la Corte Suprema de Justicia, Fiscalía General de la República (FGR) $62.7 millones, Procuraduría General de la República, $25.4 millones, Ministerio de Justicia y Seguridad $ 442.3 millones y Ministerio de la Defensa Nacional $146.1 millones.

En un país en el cual la Policía Nacional Civil tiene serias dificultades en la investigación del delito, al igual que la FGR; un país que, del 100 % de los casos procesados por la FGR, solo el 20 % son judicializados y el 5 % son llevados a sentencia condenatoria ante los Tribunales de Justicia; en un país en el cual el 45 % de los funcionarios judiciales están señalados de corruptos, ineficientes, ineficaces, en la aplicación e interpretación errónea de la ley; que de ese 45 %, todos, por lo menos, han reprobado una evaluación realizada por el Consejo Nacional de la Judicatura (CNJ); y que, entre los años 2007 al 2012, 36 funcionarios judiciales han reprobado las seis evaluaciones consecutivas realizadas por el CNJ en dicho periodo; juzgadores reprobados que están en circunscripciones territoriales densamente pobladas; un sistema de justicia invadido por el nepotismo que arrastra una mora judicial crónica, progresiva hacia arriba, a pesar de haber aumentado empleados, jornadas laborales, tecnología de punta, infraestructura a nivel nacional, más y variados tribunales y después de 30 años (terremoto de octubre de 1986), no ha podido solucionar los problemas de mora judicial, corrupción e impunidad al interior de los tribunales de justicia, tribunales en los cuales la “Pronta y Cumplida Justicia” es inexistente.

publicidad

¿Cuánto más dinero se necesita para tener un sistema de justicia y de seguridad de calidad y poder alcanzar una Democracia Limpia, libre de corrupción e impunidad en El Salvador, si es que es cuestión de dinero?




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.