Cerrar [X]

Editorial & Opinion

Un “bloque de oposición” sin rumbo político

Jueves 19, Noviembre 2015 - 12:00 am

Después de varios y reiterados llamados a los dirigentes de partidos políticos por parte de organismos internacionales como la OEA y Naciones Unidas, comenzando por el principal partido de oposición, ARENA, se conformó una comisión interpartidaria de diálogo, a fin de resolver la grave crisis institucional y de seguridad por la que atraviesa nuestro país -quizá la más grave después de los acuerdos de paz-. A pesar de lo dificultoso del hecho de sentarse a dialogar, se lograron varias rondas de “pláticas” que arrojaron ciertos acuerdos, siendo el más notable el relativo a los llamados “acuerdos de Ataco”. No habían ni terminado de firmarse estos acuerdos, cuando dirigentes de ARENA criticaron los mismos, especialmente aquellos que vieron en ellos un obstáculo para poder seguir con su “campaña de desgaste” a ultranza del actual gobierno.

No me cabe la menor duda que un sector que se mostró contrario a la posibilidad de acuerdos políticos en este sentido es el llamado ARENA S.A. de C.V., a quien no le importa que la crisis en el país se resuelva, con tal de lograr sus mezquinos objetivos de llegar de nuevo al poder en 2018 y 2019 y nuevamente tener el control del aparato de Estado para sus intereses patrimonialistas.

Hace un par de semanas el FMLN realizó su Congreso Nacional adonde entre otras cosas, ratificó su naturaleza “revolucionaria” y su manifiesta vocación política hacia el socialismo –no obstante su praxis política y la administración de una economía funcionando de forma liberal contradicen tales declaraciones-, ARENA utilizó las mismas para denunciar que el partido en el gobierno tiene la intención de llevar al país hacia una “dictadura” y que por tanto se retiraban de la interpartidaria por ser imposible dialogar con un FMLN con semejantes “pretensiones” políticas.

publicidad

Casi en forma coincidente la principal gremial de empresarios privados del país, ANEP, se manifestó en términos bastante similares, con una actitud poco racional y muy fincada en un discurso tan anacrónico o más, como el de cualquier postura digna de la época de la guerra fría. No sé quiénes son los “asesores políticos” de esta gremial empresarial, pero si pretenden “incorporarse” de forma abierta al “bloque de oposición política” –que no debería ser esa su función-, deberían de tener un poco más de fundamento y de coherencia en sus expresiones públicas y en sus posturas argumentativas, comenzando por su poco formado y bastante ideologizado presidente gremial.

¿Cuál es el problema que una fuerza política partidaria –aun la que se encuentra en el Gobierno- se declare –o más bien ratifique- afín al socialismo? ¿Acaso no se encuentra estipulado en los estatutos del FMLN desde hace años el hecho de considerarse a sí mismos como un partido socialista? ¿De qué forma este hecho –que a todas luces es un discurso elaborado para cohesionar la base del partido más que con una mínima posibilidad de realización política material- debería impedir que las fuerzas políticas del país se puedan sentar a resolver problemas de envergadura nacional y de trascendencia histórica como la grave crisis de violencia y otros problemas políticos institucionales de nuestra democracia? ¿Acaso ARENA no se da cuenta que con esta actitud –que le hace el juego a ese sector más corporativista y patrimonialista de su partido- lo que va a lograr es cohesionar aún más a la militancia del FMLN, que ya de por sí tiene graves problemas internos con relación al funcionamiento democrático de su partido?

Pienso que sectores gremiales como la ANEP, tanques de pensamiento como Fusades, grandes medios de comunicación y otros actores de “derecha”, deberían tener el tino o el disimulo al menos de no convertirse en un “bloque” de facto de oposición política frente al gobierno –y al FMLN-, sino aprender a encarar los retos y los desafíos que la democracia presenta, siendo el principal de ellos el de dialogar, y no evadir el hecho de hacerlo ni descalificar a su “adversario político o ideológico” por meras declaraciones como las que se dieron en el citado congreso del FMLN, pues si no consideran que las mismas no tenían más que un sentido simbólico de mensaje a su militancia, no tienen capacidad de sacar lecturas serias de la realidad política del país, y si consideran por otro lado que aunque tales intenciones del Frente fuesen serias, no ser tan miopes y mezquinos de no apoyar el diálogo en las actuales circunstancias del país, pues ello revelaría sus verdaderas convicciones democráticas.

 




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.

Simple Share Buttons