Cerrar [X]

Entretenimiento

Una noche para premiar lo mejor del cine

lunes 23, febrero 2015 - 12:21 am

El Oscar a la mejor dirección fue a parar a las manos de Alejandro González Iñárritu. Iñárritu se convierte en el segundo mexicano en ganar la estatuilla/EFE.

El Oscar a la mejor dirección fue a parar a las manos de Alejandro González Iñárritu. Iñárritu se convierte en el segundo mexicano en ganar la estatuilla/EFE.

La carrera por el Oscar ha terminado. La 87 edición de los Premios de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas tuvo lugar anoche en el Teatro Dolby de Los Ángeles, California, donde se congregaron las estrellas de Hollywood para premiar lo mejor del séptimo arte.

Durante la ceremonia, presentada por primera vez por Neil Patrick Harris, la cintas “Birdman” y “El gran hotel Budapest” se alzaron como las ganadoras. Ambos filmes lograron 4 estatuillas.

publicidad

El mexicano Alejandro González Iñárritu conquistó el Oscar como mejor director y sumó tres estatuillas más para “Birdman” en las categorías de mejor película, fotografía y guión original, mientras que “El gran hotel Budapest” triunfó en las ramas de mejor vestuario, maquillaje y peinado, banda sonora y diseño de producción.

La sorpresa de la noche la dio el actor británico Eddie Redmayne, quien superó a Michael Keaton en la categoría de mejor actor. En su quinta nominación al Oscar, Julianne Moore conquistó la estatuilla gracias a su papel en la cinta “Siempre Alice”.


El actor J.K. Simmons se llevó a su casa el Oscar a mejor actor de reparto por “Whisplash”, mientras que Patricia Arquette, de “Boyhood”, triunfó como mejor actriz de reparto.

La película “Ida” ganó como mejor filme de habla no inglesa. El director Powel Pawlikowski recibió el Oscar. /RTVE.ES

La película “Ida” ganó como mejor filme de habla no inglesa. El director Powel Pawlikowski recibió el Oscar. /RTVE.ES

La cinta polaca “Ida”, de Pawel Pawlikowski, triunfó en la categoría de mejor película de habla no inglesa y dejó atrás a la segunda favorita de la noche, “Relatos Salvajes”.

“Whiplash” sumó dos Oscars más al ganar en las quinielas de mejor mezcla de sonido y mejor edición, aunque no pudo superar a la cinta de Clint Eastwood, “American Sniper” (El Francotirador), la cual se llevó el galardón como mejor edición de sonido.

En la categoría de mejor corto animado el Oscar fue para la producción “Feast”, de Disney, mientras que la estatuilla a mejor corto documental la ganó “Crisis Hotline: Veterans Press 1”, misma que superó a la nicaragüense “Parka”, de Gabriel Serra.

En el área de los mejores efectos visuales “Interestellar” superó a las producciones de la casa estadounidense Marvel y consiguió el laurel dorado.

Nuevamente las cintas de Disney volvieron a mostrar su supremacía en la categoría de mejor película de animación y “Big Hero 6” ganó esa quiniela. Por su parte, “Selma”, conquistó el Oscar a mejor canción en una rama donde “Everything Is Awesome”, de “The Lego movie”, era una de las favoritas.

La ceremonia, que inició con un musical a cargo de Harris, finalizó con muchos plausos al interior del Teatro Dolby.

MARION COTILLARD PREVIO A LA CEREMONIA

MARION COTILLARD PREVIO A LA CEREMONIA

 Una alfombra dominada por vestidos blancos

Nuevamente la elegancia volvió a hacerse presente en la entrega de los Premios de la Academia. Este año el color blanco, y en menor proporción el tono rojo y negro, dominaron la alfombra roja.

Actrices como Lupita Nyong’o, que vistió un Calvin Klein; Julianne Moore, con un Channel; y Marion Cotillard, que llevó un Christian Dior; fueron algunas de las celebridades que se decantaron por la pureza del blanco.

Otras, como la afamada Dakota Johnson, muy popular por su papel en “50 sombras de Grey”, se vistieron con el glamour del rojo.

Por la alfombra también desfilaron estrellas como Naomi Watts, cuyo Armani no fue muy bien calificado, y Hannag Bagshawe, esposa del actor Eddie Redmayne, así como Felicity Jones, quien vestió un modelo de Alexander McQueen.

La bella Cate Blanchett también pisó la alfombra roja del Teatro Dolby enfundada en un vestido negro con un collar turquesa. Una que no atinó mucho fue Nicole Kidman, quien se decantó por un vestido palabra de honor en un tono muy parecido a su piel, por lo que algunos la tacharon como una de las peores vestidas de la noche.

 




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.