Directores y maestros de escuelas ceden el control a las pandillas

Beatriz Benítez

lunes 25, abril 2016 - 12:04 am

Pandillas-en-las-escuelasPara conservar su seguridad y la de sus estudiantes, directores y maestros de algunos centros educativos del país han cedido y se han visto obligados a sostener acuerdos con las pandillas que dominan las zonas donde imparten clases a niños y jóvenes, incluso a los propios hijos de miembros de maras.

Un informe elaborado para el Ministerio de Educación (Mined), entre 2009 y 2010, cuando el presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, era el ministro de esa cartera, por una institución sin fines de lucro, de quien se omitirá el nombre, evidencia una grave situación de inseguridad, control de las pandillas, acoso, y consumo de drogas, un ambiente ante el cual muchos docentes terminaron dándose por vencidos.

La investigación se realizó en 98 centros educativos de los municipios de San Salvador y La Libertad mediante entrevistas a directores, maestros, alumnos y padres de familia, en coordinación con el Mined.  Se omitirá el nombre de las instituciones, maestros y de estudiantes por seguridad.

publicidad

En el documento se describen el caso de una escuela en el municipio de San Martín donde el portero sabía que su labor era no permitir el ingreso a desconocidos, pero su trabajo diario se vio doblegado  por miembros de pandillas, a quienes no puedo negar el acceso porque lo tenían amenazado de muerte.

La directora conocía que existían esas amenazas e  infiltración de pandilleros para reclutar alumnos, a quienes los líderes de pandillas les daban orden de aplazar grado, ganar sobreedad  y lograr autoridad sobre sus compañeros menores.


Según el testimonio de la directora, plasmado en el documento, no denunciaba la situación porque creía que elementos de la Policía Nacional Civil estaban relacionados con los bandos pandilleriles, y eso implicaba poner en riesgo sus vidas. Tampoco podían expulsar a los alumnos relacionados con las maras porque el Mined respalda a los estudiantes con la política de “derecho educativo”.

Al encontrarse con las manos atacadas, la directora contó que llegó a negociaciones “no oficiales” con las clicas para que respetaran el centro escolar.

“Según la conversación con la señora directora, ha existido una negociación “no oficial” con miembros de pandillas, a quienes se les ha hecho ver que sus hijos o parientes estudian en el centro escolar, y por esa razón se solicita que no hagan desórdenes o pongan en riesgo el C.E. La anterior mediación ha surtido efecto y, pese a que la institución no tiene protecciones físicas adecuadas, se ha sabido mantener el orden”, se lee en el informe trasladado al Mined.

Otras “negociaciones no oficiales” se describen en centros educativos de San Marcos.  Desde la dirección se acordó mantener a alumnos “problemáticos” en el centro escolar debido a que los amenazaron, y teniendo como antecedente el asesinato de un profesor y extorsiones a una maestra.

Lo mismo se hizo en otra escuela de ese municipio para mantener la “tranquilidad” y permitir que se realizaran las reuniones de padres de familia, principalmente porque “buena parte de los alumnos es pariente de miembros de maras”.

 

Alumnos extorsionando a otros alumnos

En otras instituciones, los maestros confesaron que deben de ceder y poner calificaciones al gusto del alumno, de lo contrario, su vida corre peligro.

La investigación también señala que el ambiente de violencia en las escuelas es “delicado”, hay alumnos que portan armas blancas y de fuego. Además, existen padres de familia relacionados con pandilleros que trafican sustancias ilícitas.

Se indica que en un instituto nacional de un municipio de La Libertad, existía  una red liderada por una alumna que extorsionaba desde $0.25 centavos hasta $1.00 por alumno, para costear alimentos y fiestas.

Wilber Escobar, quien coordinó esa investigación, mediante el proyecto denominado “Prevención de Drogas y Violencia”, cree que la situación no ha cambiado, incluso podría estar “peor”,  teniendo en cuenta la escala de homicidios registrada en el país.

Escobar indicó que cuando hicieron el estudio, las zonas de ubicación de los centros escolares ya estaban dominadas por alguna pandilla. Los alumnos no podían estudiar en la zona contraria, sin importar que solo hubiera un centro escolar en los alrededores. Por eso, sostiene que los directores tenían que mediar y llegar a algún acuerdo.

“Para mi los maestros son héroes que tienen que vivir y callar esto”, razonó.

El secretario de la gremial de maestros de Bases Magisteriales, Paz Zetino, explica que los docentes no tienen ninguna alternativa más que poner a salvo su vida, y para eso tienen que hacer algunas concesiones; por ejemplo, manifestó que en un instituto de San Salvador, un alumno  ordena quién opina o no en un aula, y el profesor sabe que debe preguntarle a él primero.

Tanto el informe como las gremiales de maestros coinciden en que los planes “Escuela Segura” no han tenido resultados positivos.

Según los sindicatos de maestros, entre 2014 y 2016, han sido asesinados 29 profesores y 130 estudiantes. Las cifras han ido en aumento año con año.

 

Recomendaron más control policial

El proyecto de prevención de drogas  y violencia se desarrolló en 98 centros escolares de San Salvador y La Libertad. En 2010 el informe recomendó al Mined implementar un sistema de delegaciones policiales frente a las escuelas de mayor peligrosidad debido a que los programas como “Escuela Segura”, no habían producido resultados positivos porque no existe supervisión permanente, lo cual permite el acceso de ajenos a las escuelas.

También propone prohibir o restringir la señal de celulares en las escuelas, ya que son utilizados para coordinar redes de prostitución, pornografía infantil, y distribución de drogas.

 

29 asesinados

Es el total de docentes asesinados entre 2014 y 2016.

 

130 asesinados

Es el total de estudiantes asesinados desde 2014 a 2016.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

“Hay escuelas donde el maestro hace lo que los pandilleros le dictan”

Paz Zetino, secretario general de Bases Magisteriales, expone que en algunas escuelas los maestros no ejercen …

MÁS INFORMACIÓN
“Me indigna ver cómo la población se ha vuelto ciega a esta realidad”

Wilber Escobar, aboga y coordinador del proyecto de prevención de drogas y violencia que desarrolló una …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.