Nacionales

El fuego le pulverizó todo a vendedora informal

Roxana Lemus

miércoles 21, noviembre 2018 - 12:00 am

Todos los días, a las 4:30 a.m., la emprendedora Marta Carolina Mejía, de 53 años, empieza a vender pan y pastelitos en diversos puntos de San Salvador para ganarse la vida. Ayer, a esa hora, se encontraba sentada frente al mesón donde vivía, luego de que el incendio extinguiera todas sus pertenencias y la dejara sin nada, hasta sin voluntad.

Mejía es ciudadana hondureña, que llegó a El Salvador hace algunos años y vive de la venta de pan dulce, pan con ajo, pan con mantequilla y pastelitos. Diaria­mente comercializa $30, pero ayer no tenía voluntad alguna para abastecer a sus clientes con los deliciosos productos elaborados con harina.

Entre lágrimas, Marta señaló que el siniestro consumió su ropa, cocina, camas, refrigeradora, mesa y máquina de coser, además del vestido de primera comunión de su nieta, que con sacrificio confeccionaba. El impacto de haberlo perdido todo, hasta el dinero para su venta, le generó problemas de salud, por ello tuvo que ser atendida por Cruz Verde Salvadoreña, cuerpo de socorro quellegó al lugar, y logró ser estabilizada. “Ahora voy a esperar a ver qué dice la alcaldía, porque mi pareja no tiene tampoco para dónde irse”, expresó.

publicidad




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

Gobierno reconoce crisis de “potabilidad” del agua y echa mano de militares, pipas y hasta buzos

El gobierno reconoció, este domingo, que el agua servida por la Administración Nacional de Acueductos y …

MÁS INFORMACIÓN
Bomberos extingue incendio originado en taller en carretera Troncal del Norte

  Personal del Cuerpo de Bomberos trabajaron, la madrugada de este sábado, en la extinción de un …

MÁS INFORMACIÓN
Más de 20 negocios fueron consumidos por incendio en centro capitalino

El incendio de gran magnitud registrado anoche entre la 3a. avenida Norte y 1ª. calle Poniente, …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.