Buenos Días

Los diputados y el Estado interventor

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

miércoles 28, agosto 2019 - 12:00 am

Últimamente hemos visto varias iniciativas legislativas que parecen destinadas a aumentar el poder interventor del Estado en virtualmente casi todo. Que si las membresías de las tarjetas, que si las propinas de los restaurantes, la creatividad de algunos diputados es inmensa y algunas veces las ganas de figurar aún más.

Lo interesante es que uno esperaría a veces que ese intervencionismo viniera de legisladores de izquierda que, por definición, suelen creer que el Estado es todopoderoso y debe regular todos los aspectos de la relación con los individuos y por supuesto, su actividad económica. Pero no. A veces viene hasta de diputados areneros que parecen bastante confundidos ideológicamente en conceptos básicos de economía y hasta de libertades individuales.

Un colega me decía que si seguíamos así, los diputados van a creer que tienen el derecho qué debemos y qué no debemos publicar los medios de comunicación. Peligroso.

publicidad

Pongamos de ejemplo la discusión en la Comisión de Legislación de la Asamblea Legislativa sobre una posible regulación en la entrega de propinas a los empleados de restaurantes del país. ¿De veras esto requiere el intervencionismo estatal?  La propuesta incluye “castigar con penas de cuatro a ocho años de prisión a quienes no trasladen la propina a los empleados”. ¿En serio? ¿Han leído el Código Laboral? ¿Mandar a prisión a un dueño de restaurante a ocho años de cárcel? Es un abuso del derecho penal.

¿Se quieren meter con los restaurantes? Mejoren los controles sanitarios. Mejoren la educación sobre la nutrición de la población, supervisen la exagerada venta de comida chatarra a los niños y así, otras cosas más urgentes y necesarias.


Esa tentación de los diputados de intervenir en todo puede ser contraproducente hasta para emprender negocios, cambiar reglas a cada rato nunca ha sido bueno.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.