Buenos Días

Manejar ebrios, ¿no aprendemos la lección?

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

viernes 9, agosto 2019 - 12:00 am

La vacación agostina fue más corta este año pero las muertes por accidentes se duplicaron y el número de conductores manejando ebrios o drogados es para preocuparse: 114 detenidos en los controles vehiculares entre el 1 y 6 de agosto. Pareciera que no queremos aprender las lecciones.

Lo más grave es que las autoridades encontraron personas que conducían hasta sobre diez veces el máximo permitido de alcohol.  Impresionante.

Los resultados de este tipo de conducta están a la vista: 287 accidentes de tránsito, que dejaron 24 personas fallecidas (11 de ellos motociclistas) y 194 lesionadas. Aunque no todos están relacionados al conducir ebrio, el síntoma de la conducta irresponsable es grave en nuestra sociedad. La distracción del conductor, invasión de carril, no respetar señales de tránsito, no guardar la distancia reglamentaria, la velocidad ina­decuada y manejar en sentido contrario son de las causas principales de los accidentes. El conducir en estado de ebriedad es la causa número ocho de accidentes pero no por eso hay que quitar el dedo sobre la llaga.

publicidad

Los conductores detenidos por conducir ebrios pueden pasar hasta tres días en la cárcel y pagar multas que pareciera que no son suficiente escarmiento porque seguimos viendo crecer el fenómeno año tras año. ¿Valdrá la pena incrementar las multas como se ha propuesto repetidamente? Quizás.  La propuesta de la PNC es elevar la multa hasta a $4,000.

Hay que educarnos sobre este tema. Conducir bajo efecto del alcohol o las drogas es sumamente grave para el entorno donde uno pasa. Cuando uno bebe y maneja, está poniendo en juego su capacidad cognitiva y de respuesta, lo cual aumenta el riesgo de sufrir un accidente y no solo dañarse uno, sino dañar a gente inocente que podemos hasta matar por nuestra conducta irresponsable. Reflexione.





RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.