Cerrar [X]

Buenos Días

No dejemos que el centro se vuelva campo de batalla

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

lunes 17, septiembre 2018 - 12:00 am

Me encanta el centro de San Salvador, me gusta caminar y a veces quiero creer que estoy en una de esas grandes ciudades donde la gente se moviliza a pie o en transporte público con tranquilidad, pero como dice el meme aquel, luego vuelvo a la realidad y se me pasa.

Disfruto la Plaza Barrios y sobre todo la Plaza Libertad. Visito Catedral con regularidad, pero la seguridad siempre es un asunto que está en mis preocupaciones, sobre todo si voy con amigos extranjeros a los que pretendo venderles la idea de que tenemos un centro de San Salvador bonito que vale la pena visitar. Nunca me ha sucedido nada, gracias a Dios, pero estoy alerta.

He escuchado de los recorridos turísticos nocturnos y del buen ambiente del que gozan aquellos que se aventuran.

publicidad

Por eso me alarmó mucho los tiroteos ocurridos la semana pasada en un perímetro relativamente cercano al centro de la capital. ¿Cuántos ciudadanos inocentes y ajenos a las bandas delincuenciales estuvieron en riesgo en esos tiroteos?

Aunque la Policía Nacional Civil se apresuró a decir que se trataba de hechos aislados, la inquietud prevalece. Uno pregunta a los comerciantes y vendedores del centro o empleados gubernamentales de la zona, y todos lo miran a uno a los ojos  como diciendo: “¿Para qué me pregunta eso?”. En otras palabras, no quieren hablar porque temen ser escuchados y sufrir represalias.


Ya sabemos lo que acontece en el centro de San Salvador  en materia delincuencial, algunas labores de prevención se han hecho, pero no basta. El centro hay que seguirlo convirtiendo en un lugar de convivencia social y armonía donde todos podamos visitarlo de día o de noche, sin correr los riesgos que hoy uno pasa. Ojalá que de verdad sean hechos aislados y no se vuelva algo rutinario.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.