Cerrar [X]

Política

“No pudimos vencer lo de ‘Devuelvan lo robado”

Yolanda Magaña

lunes 11, febrero 2019 - 12:02 am

Gustavo López Davidson, empresario y fundador firmante de ARENA

El empresario y fundador firmante de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena), Gustavo López Davidson, hace una evaluación de la derrota de este partido de derecha fundado el 30 de septiembre de 1981. Asegura que no creían en las encuestas. Reconoce que los casos de corrupción de Francisco Flores y Antonio Saca ayudaron a la derrota junto una mejor estrategia comunicacional del contrincante, el ahora presidente electo Nayib Bukele, y su equipo. Según el empresario, las frases “Devuelvan lo robado”, “Nuevas Ideas” y “Los mismos de siempre” conectaron con la población, y no pudieron vencerlas.

 

publicidad

¿Cuáles cree que son las causas de la derrota de Arena?

No creímos los resultados de las encuestas, justificábamos porque se miraba cómo en los mítines la gente llegaba, cómo se hizo ese trabajo de territorio y eso nos generó mucho optimismo, muchos pensaban que íbamos a ganar hasta en primera vuelta y se hicieron las cosas de manera bastante tradicional. No nos dimos cuenta que ya este tema político ya no es solo territorio y regalando cositas, subiéndose a la tarima. Nos dimos cuenta que ya hay unas nuevas generaciones que lo que quieren es estar informadas de lo que están proponiendo y eso Arena hizo un buen trabajo pero Nayib Bukele y su equipo hizo un mejor trabajo.


 

¿Influyó que Arena haya depurado o expulsado a miembros de la Juventud, no conservadores?

No, mi opinión es que realmente eso no afectó. Lo que sí afectó es que realmente el equipo de Nayib Bukele, junto con los asesores internos y externos hicieron realmente ver que la gente está realmente cansada de los temas de corrupción y eso le pasó factura al FMLN y a Arena, como partidos tradicionales. El impacto que tuvo en la gente ese tema de “Devuelvan lo robado”, todavía lleva Arena ese peso de lo que pasó con el presidente (Antonio) Saca, de que es un reo confeso y él fue expulsado de Arena y formó otro partido que se llama Gana, pero eso se logró todavía mantener. ¿Qué significa?, que hay una ira, un repudio, en contra de los partidos tradicionales, hay un antipolítico y eso realmente considero que explotó Nayib de buena manera. Nosotros tenemos que entender que en Arena se deben generar esos cambios, de ir demostrando la capacidad que se tiene y no estar aclarando de que lo que realmente pasó con la corrupción del presidente Saca, él ya tiene una condena, él ya está preso y su grupo de gente que ayudó a que se cometieran todas esas fechorías. La gente lo que quiere son obras, esperanza, soluciones y no más de lo mismo. Muchas veces en Arena se ha mantenido a mucha gente y se repiten y se repiten, se requiere esa mayor apertura a las estructuras. Arena tiene unos principios importantes, es un partido conservador, cree en las libertades, en la división de poderes, en Dios, pero hay principios que como partido no los toleramos. Ellos están conformando otro movimiento político y les deseo la suerte. En estos momentos se va a ver quiénes son los oportunistas y quiénes son los patriotas.

 

¿No asumió Arena una postura demasiado tímida en el caso Saca, al no proponer una Cicies (Comisión Internacional contra la Corrupción), ni decir nada sobre sobresueldos recibidos por miembros de Arena?

Cuando fue la contienda para escoger el candidato de Arena, era una de mis propuestas, que viniese la Cicies, que todos los miembros de las UACIS (Unidades de Adquisiciones y Contrataciones) todos tenían que reportar a Probidad, sus familiares, auditorías externas en todos los ministerios y autonómas para informar a la Corte de Cuentas. A nivel del partido, una de las posiciones era fortalecer la Fiscalía, estamos de acuerdo, pero personalmente sí creo que era necesario traer una Cicies.

 

¿Y eso afectó?

Una de las cosas que afectó es que Carlos Calleja, junto con Carmen Aída, mejor persona para dirigir no pudieron haber escogido, llegó a la Asamblea Legislativa para apoyar una propuesta pero ahí quedó. Vemos que la parte legislativa nuestra tiene que estar no solo proponiendo proyectos de ley sino viendo de cerca lo que la gente quiere. Arena va a sentir fortalecida si nos unimos, si hay una buena comunicación en la alta dirigencia, lo que son las estructuras, con mensajes unidos, podemos hacerlo. Arena es un partido en el cual también influyen muchos empresarios, personas que trabajan en empresas, como este periódico, tiene que irse reinventando y tenemos claro que la forma de hacer política tradicional, eso ya quedó en el pasado. Ya tenemos que tener mensajes claros y concretos a nivel de las propuestas, los resultados. No es lo que le antoja a alguien, sino lo que el pueblo quiere.

 

La campaña de Bukele no fue nada territorial y convencía en redes sociales. ¿Pesó más el contenido o el estilo?

Yo veo que realmente a la gente sí está cansada de la corrupción, cansada de que hay muchos políticos que no están haciendo el trabajo por el cual fueron electos y esa ira, ese asco, referente a la corrupción y al abuso es lo que aprovechó muy bien Nayib, se generó una esperanza. Los jóvenes son los principales que tienen desempleo. Esas nuevas generaciones la realidad es un mensaje que penetra en la mente, en la parte sentimental. Uno para razonar lleva más tiempo. Lo asesoraron muy bien y se aprovechó. A las personas no les importa finalmente eso, lo que les importa es que se vayan a hacer correctamente y ese bipartidismo ya cambió, eso es bueno, soy una persona que cree mucho en la democracia, no me gustó que se perdiera pero la lucha continúa, tenemos que salir adelante y ajustarnos a las nuevas realidades, enfocarnos más en apertura a los jóvenes que son los que no nos están viendo como un partido que necesariamente los está representando. Arena es más que todo personas de 45 años para arriba y los hijos de estos, ese es lo principal en estos momentos. El voto duro se mantuvo. La coalición no nos aportó más que el 1 %, ni salieron a votar los votos duros de ellos.

 

Bukele también manejaba la imagen de un empresariado que no paga impuestos y que paga salarios bajos. ¿Influyó la mala imagen de los empresarios?

Yo considero que el sistema de libre empresa, que es donde existen empresarios y trabajadores, lo importante es de llevarse muy bien porque ambas partes son extremadamente necesarios. Los países más desarrollados del mundo tienen un sistema privado. Los países más complicados del mundo son aquellos donde no existe un sistema de empresa privada, no hay empresarios. Los salarios mínimos son bajos por una sencilla razón: los gobiernos no le han apostado a la educación. Pero vemos ejemplos cercanos como Costa Rica donde el salario mínimo es muchísimo mayor al de El Salvador y Panamá, porque están mejor educados. Tenemos que cambiar el sistema de educación. ¿Por qué no hay una buena educación? Bueno, porque políticamente no se ve, pero sí se puede ver una carretera, un puente. Sin duda, el empresariado salvadoreño ha vivido momentos difíciles durante la guerra, posguerra y demás. Quiero también comentar, con esta elección, ya debemos entender que esa lucha ideológica entre FMLN y Arena, porque la guerra, que mataron ganados, alcaldes, ya debemos pasar la página. Yo estoy de acuerdo en el vaso de leche y todo eso pero nosotros no podemos pensar que solo regalando las cosas vamos a permanecer, si regalamos todo, la gente es conforme, ¿para qué va a trabajar si todo se regala? Ese es el gran problema de los gobiernos populistas. Tenemos que trabajar en cómo educar a la gente para que puedan conseguir oportunidades de trabajo que paguen mejor.

 

¿Considera que el gobierno de Bukele será populista?

Esperemos que no porque también ya tenemos un déficit fiscal bastante importante, la tarjeta de crédito ya está bastante topada, entonces, no se puede. Lo que le recomendaría al presidente electo es que busque esa parte de invertir a la educación, no solo de los alumnos sino de los profesores.

 

¿Cómo está Arena enfrentando la crisis?

Me parece que se está enfrentando de una manera bastante madura, aunque siempre van a haber un responsable, menos uno. Normalmente es así. Considero que basados en los resultados, no importa quién hubiese ido de candidato de Arena, no hubiésemos ganado, no importa quién, pero le están pasando la factura al Coena para que se cambie. Ya anunciaron unas elecciones anticipadas y el FMLN es en ese caso nos copió.

 

¿El Coena fue el problema?

Considero que en Arena se hicieron muchas cosas buenas, es una cobertura territorial, pero no pudimos vencer lo de devuelvan lo robado, lo de Nuevas Ideas y “los mismos de siempre”. No importa quién hubiese ido, hubiese sido bastante difícil haber ganado. Hay que cambiar. Definitivamente hay que ajustarnos a las nuevas tendencias políticas, a las nuevas necesidades que tiene la gente de escuchar, de conectar, que ese es el  punto más importante. Bukele logró conectar con la gente y a nosotros eso nos faltó: conectar con la gente. Le reitero, Carlos Calleja no estuvo involucrado en temas políticos anteriormente ni Carmen Aída, pero la marca Arena afectó por ese pasado de Tony Saca, que nos ha afectado y todavía lleva cola con nosotros, que tenemos que buscar cómo cambiar esa parte.

¿Usted ve una real discusión del problema dentro de Arena o se está ignorando este problema?

No, por el contrario, me consta que diferentes sectores del partido han estado haciendo sus propios análisis y, por supuesto, se está haciendo ese, por ejemplo, ayer platiqué sobre otras cosas con el presidente del partido, venía de Zacatecoluca, para estar hablando con las estructuras e ir sacando los insumos, es por eso que dentro de dos o tres meses va a haber una nueva elección de la dirección del partido.

 

¿Fue tímida esa decisión de adelantar la elección y no renunciar de la dirección?

Lo que pasa es que yo soy de la idea que algo no puede quedar descabezado, sino que todo tiene un momento y por consiguiente sería irresponsable pensar, no importa quién hubiese ido, la dirigencia están pidiéndole la cabeza, pero era bien difícil haber ganado. Han tenido la total humildad de decir: ninguno de nosotros va a poder estar en el nuevo Coena y vamos a hacer las elecciones adelantadas. Eso dice la humildad y la renovación, cosa diferente que vimos el año pasado con el FMLN.

 

¿Ve intereses de grupo?

El nombre Arena es Alianza Republicana Nacionalista, compuesta por ocho sectores, donde se incluyen a todos, he escuchado algunas noticias de personas de la Asamblea Legislativa, que dice que ya no le va a tener miedo al Coena, nunca le debía tener miedo, si somos hermanos nacionalistas que nos podemos decir las cosas con respeto y no hay ningún tipo de inconveniente. Mire, cuando dos personas piensan igualito a nivel de dirección uno sobra. Tiene que existir el debate, no todos podemos pensar igual.

 

¿No cree que los seguidores de Javier Simán se quedaron en casa?

Yo pienso que algunos, sin duda, debe haber pasado eso, pero no puedo decir que por Javier Simán se perdieron las elecciones, a Javier le tengo una estima, lo conozco desde pequeño, él hizo lo que tenía que hacer. Estuvo bastante apartado y generó algunas críticas en ese momento eleccionario, que es cuando donde todos debemos estar unidos, los trapos sucios se lavan en casa y no públicamente. Pero ese problema de la corrupción, de más de lo mismo, Nuevas Ideas, es lo que conectó con la gente en la parte del sentimiento. A Arena le afectó y al FMLN ese tema de la corrupción con Tony Saca, y con toda razón y no los culpo. Eso es lo que me encanta de la democracia, me parece importante el mensaje de la población. Tenemos como Arena modificar muchas cosas y conectar con la gente. Y ser un grupo parlamentario que va a apoyar al Ejecutivo en lo bueno para el país y ser nosotros unos contralores de esa parte económica, social, política, estratégica del país. El ser político debe buscar conciliar. Si no, fuera una dictadura y aquí no queremos una dictadura. Por primera vez en la historia, en mi análisis, va a existir un Ejecutivo de un partido, un Legislativo donde tiene una mayoría un partido opositor y una Corte Suprema de Justicia digámosle así como independiente. Entonces, van a ser muy interesantes estos tiempos. Ya no va a estar que miembros de la Corte Suprema iban a Casa Presidencial a que les daban sobresueldos. Tenemos que trabajar a nivel de educación a respetar lo ajeno y ser respetuoso de los procesos.

 

¿No es el conservadurismo moral un límite a los nuevos tiempos para Arena?

En nuestro partido creemos en Dios y, si nosotros creemos en Dios, no podemos creer en el aborto y Arena está abierto a los cristianos, católicos, cualquier religión. Eso no quiere decir que uno no pueda buscar para temas que son importantes con un partido acuerdos. En una democracia no puede ser que un partido sea todo. Eso es la democracia.

 

¿Qué debe hacer Arena para depurar el tema Saca?

A nosotros nos pasó esto que dicen: Dime con quién andas y te diré quién eres. Saca estuvo en Arena y, por consiguiente, aunque es reo confeso y está en la cárcel, siempre generó esa asociación. Lo manejaron muy bien la parte de comunicación de lo que fue equipo de Bukele. Lo que quieren es una renovación, quieren caras nuevas. Mi recomendación es que un nuevo Coena debería ser la mitad de personas nuevas en el Coena, liderazgos a nivel de país, combinado con personas que tienen experiencia pero que no tengan tanto negativismo. En estos momentos nos vamos a dar cuenta de los oportunistas y de los que son patriotas. Lo que queremos es la unidad del partido y una mejor comunicación.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

TSE acredita a Bukele como presidente electo

Después de recibir la credencial, Nayib Bukele dijo que el presidente Sánchez Cerén ha dado instr...

MÁS INFORMACIÓN
Carlos Perla: Es fácil combatir corrupción

Carlos Perla, expresidente de la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA), quien fue condenado a …

MÁS INFORMACIÓN
Gobierno de Bukele hará auditorías privadas antes de traspaso del 1 de junio

Un manual de traspaso obliga a auditar lo recibido en ministerios y autónomas....

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.