Cerrar [X]

Internacionales

Presidente de México y su antecesor niegan haber recibido sobornos de “El Chapo”

Redacción Internacional-AFP

martes 13, noviembre 2018 - 6:28 pm

Archivo DEM

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, y su antecesor, Felipe Calderón, negaron este martes haber recibido sobornos del cártel de Sinaloa, como denunció la defensa del narcotraficante Joaquín “el Chapo” Guzmán al arrancar el juicio en contra del capo en Nueva York.

“El gobierno de @EPN (Enrique Peña Nieto) persiguió, capturó y extraditó al criminal Joaquín Guzmán Loera. Las afirmaciones atribuidas a su abogado son completamente falsas y difamatorias”, escribió en la red social Twitter Eduardo Sánchez, vocero de la presidencia mexicana.

publicidad

Ante el jurado, el abogado de Guzmán, Jeffrey Lichtman, aseguró que el verdadero jefe del cartel de Sinaloa es Ismael “el Mayo” Zambada, coacusado en el proceso y prófugo de la justicia, quien habría pagado cientos de millones de dólares “al actual y al anterior presidente de México”.

Calderón, mandatario entre 2006 y 2012, quien lanzó una polémica ofensiva militar antidrogas, fue el primero en rechazar las acusaciones a través de un mensaje de Twitter.


“Son absolutamente falsas y temerarias las afirmaciones que se dice realizó el abogado de Joaquín ‘el Chapo’ Guzmán. Ni él, ni el cártel de Sinaloa ni ningún otro realizó pagos a mi persona”, escribió Calderón.

Guzmán, quien escaló a las alturas del narcotráfico mexicano en los años 80, fue capturado una primera vez en Guatemala y entregado a México, pero se escapó de un penal federal escondido en un carro de ropa sucia en enero de 2001, cuando arrancaba el gobierno de Vicente Fox (2000-2006).

El capo, señalado por autoridades como jefe del cártel de Sinaloa y quien llegó a ser considerado el más poderoso del mundo, cobró gran fuerza en el gobierno de Calderón, durante el cual fueron detenidos varios jefes de grupos rivales.

Tras varios intentos frustrados de captura realizados durante años, el 22 febrero de 2014 fue detenido por marinos mexicanos y con colaboración de la DEA en un operativo en el puerto de Mazatlán durante el cual no fue necesario hacer un solo disparo.

Pero el narcotraficante se escapó nuevamente la noche del 11 de julio burlando las cámaras de seguridad de un penal federal, ante las cuales desapareció a través de un boquete cavado en su ducha que conectaba con un túnel de más de 1 kilómetro, el cual recorrió en una motocicleta anclada a un riel y que conducía a una casa en construcción.

El 8 de enero, tras un encarnizado enfrentamiento con marinos militares y un nuevo intento de escapar por un túnel que conducía a un canal del drenaje, Guzmán fue detenido por tercera vez en Los Mochis, también en Sinaloa.

El capo fue extraditado a Estados Unidos la noche del 19 de enero de 2017.

AFP

Las acusaciones de la defensa de “El Chapo”

El abogado del capo mexicano Joaquín “Chapo” Guzmán, cuyo proceso comenzó este martes en una corte de Nueva York, aseguró que el cartel de Sinaloa pagó cientos de millones de dólares en coimas al actual presidente de México, Enrique Peña Nieto, y a su antecesor Felipe Calderón.

El abogado Jeffrey Lichtman aseguró al jurado que el verdadero jefe del cartel de Sinaloa no es el Chapo, de 61 años, sino su co-acusado Ismael “Mayo” Zambada, de 70 años, que nunca pasó un día en prisión y sigue prófugo, y que ha pagado “al actual y al anterior presidente de México (..) cientos de millones de dólares en sobornos”.

“La verdad es que el Chapo no controlaba nada, Mayo Zambada lo hacía”, dijo Lichtman en sus argumentos de apertura.

“Mayo puede lograr que la gente sea arrestada y que el ejército y la policía de México mate a quien él quiera”, aseguró Lichtman, un experimentado abogado que en el pasado salvó de la cárcel al hijo de un afamado capo de la mafia neoyorquina, John Gotti Jr.

Lichtman dijo que en los últimos dos años, desde que el Chapo fue extraditado a Estados Unidos, “el flujo de drogas no ha parado”. “El negocio continúa como siempre”, afirmó.

También atacó duramente a los exsocios, empleados o rivales del Chapo que están encarcelados o en el programa de protección de testigos y que cooperan con el gobierno.

“Estos testigos han matado a fiscales, han intentado matar a presidentes (…) Cuando escuchen a estas personas se les pondrá la piel de gallina”, dijo al jurado.

“¿Por qué el gobierno está yendo tan lejos, dándoles visados para que permanezcan en este país, entre nosotros? ¿Por qué están deseosos de infectar este país con estos degenerados?”, preguntó.

“Porque el Chapo es el mayor premio con el cual la fiscalía ha soñado, y está soñando con esto desde hace años”, respondió Lichtman.

El Chapo, vestido de traje oscuro, camisa blanca y corbata, escuchó los argumentos de apertura tranquilo con la ayuda de una traductora. Al entrar a la corte parecía contento, y tiró un beso a su joven esposa Emma Coronel, de 29 años, sentada entre el público.

Acusado de enviar a Estados Unidos 155 toneladas de cocaína y otras drogas, si es hallado culpable puede ser condenado a cadena perpetua.

 




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

La esposa del Chapo causa un revuelo por usar un teléfono en la corte

El gobierno estadounidense pidió el martes sanciones contra los abogados del Chapo Guzmán por prestarle un …

MÁS INFORMACIÓN
Exaliado del Chapo: Exasesor de AMLO recibió “unos millones” en sobornos

Un exaliado del Chapo Guzmán, testigo del gobierno en su juicio en Nueva York, dijo el …

MÁS INFORMACIÓN
Exaliado del Chapo entregó maletas con dinero a exsecretario de Seguridad de México

Un exaliado del Chapo, testigo del gobierno estadounidense en su juicio en Nueva York, declaró el …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.