Cerrar [X]

Editorial & Opinion

Pronta y cumplida justicia para todos

Eugenio Chicas / Diputado del FMLN al Parlacen

martes 27, noviembre 2018 - 12:00 am

Cerramos noviembre con importantes noticias, desde el premio de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) que reconoce a El Salvador por la aplicación de uno de los mejores programas de alimentación escolar en América Latina y el Caribe, una sensible mejora en los resultados de la Prueba de Aprendizaje y Aptitudes para Egresados de la Educación Media (PAES) que marca una tendencia progresiva y esperanzadora en la mejoría de la calidad educativa del país a partir de la apuesta de las últimas administraciones del Ministerio de Educación en la formación del cuerpo docente; hasta la positiva apreciación vertida en el informe de la reciente visita de la misión técnica del Fondo Monetario Internacional (FMI) que concluyó que “la economía salvadoreña marcha bien”.

Según el FMI, la inflación se mantuvo baja, la posición fiscal fue mejor de la esperada, el crecimiento económico del primer semestre fue de 2,8 % -arriba de la expectativa prevista por la misión-. Algunos dirán que esto es muy poco –y seguramente no es suficiente- pero no podemos ignorar cómo nuestra nación estuvo al borde del impago por la tozudez de quienes la boicotearon, bloqueando las finanzas públicas y llevando en aquel momento al país de manera artificial al límite de una crisis.

También, aunque con mucho retraso, es positivo el consenso alcanzado por la legislatura para elegir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional (SC) de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) después de muchas tensiones, impases, rupturas de correlación, escarceos mediáticos, durante más de cuatro meses de severo desgaste y entrampamiento. Este resultado abre la expectativa del diálogo y concertación para: aprobar el Presupuesto General de la Nación de 2019, que lleva dos meses desde su presentación en la Asamblea Legislativa; acordar una estrategia para garantizar el refinanciamiento de la deuda pública, dando estabilidad y certeza durante el próximo quinquenio; aprobar la Ley de Facturación Electrónica y las reformas a la Ley de Responsabilidad Fiscal, evitando así un nuevo escenario de “crisis” por falta de acuerdos políticos, como hace unos meses.

publicidad

Es deseable que integrada la SC con los nuevos magistrados, demuestren su talante y talento profesional en un intenso desempeño colegiado que resuelva la mora de los procesos existentes y su exposición mediática sea sobre el resultado de sentencias concretas en las que se muestren criterios jurisprudenciales que contribuyan constructivamente al debate para una sólida aplicación constitucional, garantizando el acceso a la justicia de manera equitativa y en favor del progreso, teniendo en cuenta la realidad del país, y no opinando anticipadamente, descalificando y desgastando su desempeño institucional.

Completo el pleno de la Corte Suprema de Justicia, como parte de un poder del Estado, tiene el reto de trabajar por: alcanzar la cohesión y unidad suficiente que le permita establecer acercarse al cumplimiento de las altas expectativas ciudadanas en materia de justicia; contribuir en la consolidación de un Estado Democrático de Derecho, obligando a ese colegiado a avanzar en la depuración del órgano judicial y superando cualquier forma de impunidad; mejorar junto al Consejo Nacional de la Judicatura los mecanismos de vigilancia y control sobre el ejercicio profesional del derecho; así como asumir una política de austeridad, mejor administración y distribución de los recursos entre sus dependencias, rompiendo la imagen del “Olimpo” de recursos con que opera esa instancia superior, y la “lipidia” en la que a duras penas sobreviven los tribunales de la llanura.


La CSJ como cuerpo colegiado, desde su autonomía e investidura, deberá contribuir a una mejor relación armónica y efectiva para un correcto equilibrio entre los poderes del Estado; decidiendo el estilo y métodos más efectivos para establecer y ampliar su relación directa con la ciudadanía en el cumplimiento de su cometido de justicia. Debe encontrar la manera de avanzar en el fomento de una cultura de respeto y apego a legalidad, así como a una mayor conciencia y empoderamiento ciudadanos del pleno ejercicio de derechos y obligaciones constitucionales, aportando certeza y confianza jurídica para todos. Menudo reto el de la nueva integración de la Corte Plena, buena suerte.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.