Cerrar [X]

Política

Roberto Rivera: “Me dijeron tajantemente que ‘Vamos’ no iba a ser el partido de Bukele”

Gerson Chávez

jueves 2, agosto 2018 - 1:00 am

Foto DEM

Roberto Rivera Ocampo es el candidato a la vicepresidencia de la República del partido Vamos para las elecciones de 2019. Hace un poco más de un año, Rivera era uno de los candidatos a diputado no partidario y decía que los ciudadanos –y no los partidos políticos– eran los “únicos” que podían cambiar la política del país. Ahora responde que competir como candidato vicepresidencial de Vamos no es “incompatible” con el trabajo que se hace desde la ciudadanía para el fortalecimiento de la democracia. Rivera cuenta que tomó la decisión de trabajar con Vamos luego que la dirigencia le aseguró que no sería el partido “taxi” de Nayib Bukele.

El martes 25 de julio de 2017, usted dijo: “Los únicos capaces de cambiar la política somos los ciudadanos, ya sea como miembro activo de la sociedad o a través de una candidatura independiente. ¿Cómo decidió pasar de la sociedad civil a un partido político?

publicidad

Yo no creo que sea incompatible, primero. Segundo, creo que lo que siempre dije y no sé si está en esa nota es que para fortalecer su democracia, El Salvador necesita un abanico de opciones. Lo que pretendía yo como candidato independiente no se basaba en la antipolítica, ni siquiera en querer destruir a los partidos políticos, al contrario, creo que nuestra democracia necesita más partidos políticos; pero yo siempre he hablado de tres condiciones: que sean modernos, fuertes y transparentes. Un partido débil cae en las garras de cualquiera que quiera comprarlo. Un partido que está anclado en el pasado ya no responde a los intereses de los ciudadanos y, si no es transparente hoy que es partido, mucho menos lo será si llega al Gobierno.

No crea que fue una decisión fácil, yo siempre he querido mantenerme independiente. En aquel momento, sí existía Vamos, pero no pudo competir en las elecciones (4 de marzo pasado), en ese momento no me sentía representado con ningún partido, por eso dije ‘Mejor, me voy independiente’. Ahora yo sí me siento representado en Vamos. Sigo creyendo que las candidaturas independientes deben existir y deben fortalecerse y ojalá haya muchos más candidatos independientes en la próxima (elección).


¿Cuál es la plataforma del partido Vamos?

Hay algunas cosas que van a ser la diferencia en este proyecto político y una tiene que ver con la transparencia y el combate a la corrupción. Una de las áreas en las que he estado trabajando es en la fiscalización de los partidos y, por lo tanto, cualquier político en el que yo participara debería abanderar esto. Lo que vamos a hacer mensualmente es presentar informes de transparencia en los que demos cuenta de lo que ingresa al partido, lo que se gasta, cómo se gasta, con quién se gasta.

¿Cómo van a financiar su campaña?

Hasta ahorita, han sido recursos propios, en particular del candidato a la presidencia (del partido Vamos, Josué Alvarado). A medida que esto vaya avanzando, contamos y esperamos que haya gente, empresarios que nos ayuden. Financiar a un partido político no es un pecado, siempre y cuando se haga bajo unos criterios de transparencia.

¿Cuánto ha sido el ingreso del partido en los últimos días?

No tengo el dato, estamos trabajando el informe  para presentarlo al regreso de vacaciones y se les dará ese informe a los medios.

¿Cuántos afiliados tiene el partido?

Son aproximadamente 920 afiliados. El padrón es bastante representativo, una mayoría de mujeres y hay bastante participación de jóvenes. Allá afuera hay un sector amplio de la población que está ávido de nuevas opciones y Vamos se presenta como alternativa diferente, con la posibilidad de aportar a construir un verdadero proyecto político.

¿Cómo mejorarían la seguridad?

Josué Alvarado fundó una asociación en 2009 que se llama Trabajemos por la Paz con la cual ha estado trabajando en diferentes territorios, precisamente en la prevención, con muy buenos resultados, tanto que ha logrado insertar a muchos jóvenes que estaban en pandillas en un mercado laboral. La prevención, por el lado de recuperar territorio, generar oportunidades en estos territorios que están abandonados por el Estado. Hay que intervenir para que el Estado siga presente allí y no digo con tanquetas; a la intervención del Estado a la que me refiero es básica: la educación. Quedémonos y no nos salgamos de donde hay elevados índices de criminalidad, no nos salgamos con la salud, con espacios públicos donde la gente pueda tener tiempo para el ocio.

¿Están a favor de dialogar con pandillas?

El diálogo con pandillas, entendido como acuerdos para dar privilegios a las pandillas, como se hizo en pasado, definitivamente que no. Lo que sí creo es que es un acto que incide mucho en el desarrollo. Por lo tanto, al haber una intervención del Estado en el territorio, tendrá que hablar con el que es miembro de la pandilla, como el que no lo es. Creo que son seres humanos que todavía podrían estar abiertos a que se les dé una mejor educación a sus hijos y que sus esposas o sus hijas tengan acceso a un sistema de salud de buena calidad. Sin embargo, creo que habrá casos en los que la ley tiene que ser aplicada y las sanciones o las penas tienen que ser aplicadas. En una planificación del desarrollo de los territorios, el que no tenga en cuenta que hay un actor que tiene peso y que incide, creo que estaría equivocado en su diagnóstico.

¿Cuál es la estrategia de Vamos para atraer votos?

Son varias. Ahorita estamos yendo al territorio para dar a conocer el partido, a los candidatos. Luego tenemos que tener una presencia más frecuente en los medios de comunicación. Creo que hay temas fundamentales que nos diferencian y eso lo que creemos va a hacer que mucha gente se interese por el proyecto de Vamos. Nosotros no nos distraemos con las peleas entre los grandes partidos políticos. “Vamos” está construyendo propuestas sobre las cuales estamos dispuestos a debatir con argumentos y técnicamente fundamentadas. Lo otro es que no tenemos un pasado y queremos construir un futuro a partir de ahora, con el cimiento de la transparencia y combate a la corrupción.

¿Cómo se define ideológicamente Vamos?

Nos definimos como un partido de centro.

¿Centro izquierda o centro derecha?

Cada quien va a tenernos que juzgar si estamos más en una ideología centro derecha o centro izquierda, que lo dudo. Porque a lo que nosotros le estamos dando mucho mayor realce son a los principios y valores que el partido defiende. Defendemos la libertad, la propiedad, la vida, nos definimos como provida.

¿Y qué creen del libre mercado?

Estamos a favor. Muchos en el pasado han dicho que están a favor del libre mercado, pero al mismo tiempo han generado grandes incentivos para empresas amigas que han financiado sus campañas y eso está totalmente en contra del libre mercado. La libre competencia lo que te dice es reglas iguales para todos, un mercado abierto donde se puede competir. El tema (sobre) cómo hacemos que nuestras empresas sean competitivas no necesariamente pasa por generarles incentivos fiscales, lo que la gente inmediatamente piensa. Lo que tenemos que generar es un entorno de confianza para que haya inversión extranjera o inversión nacional, que los inversionistas sepan que no se le van a cambiar las reglas de la noche a la mañana, que no vamos a estar amenazando a las instituciones y al Estado de Derecho porque las decisiones de las instituciones no nos gustan.

un partido débil cae en las garras de cualquiera que quiera comprarlo, un partido anclado en el pasado ya no responde a los intereses de los ciudadanos”
Roberto Rivera Ocampo
Candidato a Vicepresidencia por Vamos

Como partido, ¿qué piensan de la expropiación y de la privatización?

La privatización, en algún momento de nuestra historia más reciente, se llevó a cabo supuestamente por ineficiencia en el Estado para brindar ciertos servicios como la telefonía. Creo que el Estado tiene otras herramientas antes de llegar a la privatización, porque uno puede delegar, concesionar, descentralizar, previo a una privatización. Quizá la privatización se ha visto como una alternativa más rápida y donde supuestamente el mercado va a ser más eficiente que el Estado y no necesariamente ha sido eso, los hechos lo demuestran. Antes de llegar a una medida como la privatización hay que analizar si el Estado no puede hacerse cargo de un servicio público básico, que garantice los estándares de calidad que necesita la población, podemos delegar, concesionar, descentralizar para que el servicio esté lo más cercano al ciudadano. En cualquier país democrático, moderno, la expropiación no puede ser una medida que quede a juicio, a libre albedrío, en el sentido que hayas trabajado toda tu vida para tener terrenos y que de la noche a la mañana un Gobierno te diga esa tierra, como usted tiene mucha, le vamos a quitar.

¿El FMLN o ARENA tuvieron acercamientos con ustedes para tratar de hacer coalición?

Que yo sepa no. Ha habido otros acercamientos que han buscado al partido antes que yo me incorporara y tajantemente la respuesta ha sido no. Esa fue una de la cosas que a mí me interesó, es mantenerse firme ante estas tentaciones que le ponen a cualquiera que se mete en política, donde te dicen que aquí habrá financiamiento, solo dejanos poner al candidato. Josué (Alvarado) se ha mantenido firme en decir que no. “Vamos” no es un partido taxi, no es un partido que se va a vender al mejor postor.

¿Hubo acercamientos con Nayib Bukele?

Hasta donde yo entiendo, hay gente que se acercó sugiriendo eso. Yo, en el momento que me acerco a Vamos, una de las primeras preguntas que hice fue: ¿Este proyecto va a ser el partido de Nayib Bukele? Me dijeron tajantemente que Vamos no iba a ser el partido de Bukele. Entonces, para mí, era un primer paso que yo podía dar para poder estar en este proyecto político. Es la forma de querer llegar al poder, uno no está aquí para querer llegar al poder a toda costa, lo que tenemos que hacer es construir algo sólido que trascienda. Este tipo de liderazgos durarán cinco años y luego van a decir ‘Esto ya no me sirve, me voy para otro lado’. No abona mucho y ves un entorno alrededor de este tipo de candidatos que sabés que no viene nada bueno.

¿Se le iba a dar financimiento al partido a cambio de llevar a Bukele?

Esa es la historia que yo he escuchado y que no ha sido el único. Ha llegado gente queriendo comprar la voluntad del candidato (presidencial).

¿Cuál fórmula podría acompañar en una alianza, en una eventual segunda vuelta?

Apostamos a llegar a la segunda vuelta. Si no pasa, analizaríamos si le diéramos el respaldo a alguien; no está en la mesa discutido.

¿Bukele tiene cerradas las puertas?

Sí, esa es nuestra postura, tanto del candidato presidencial como la mía. Es compartida por toda la militancia del partido Vamos. No podemos estar de acuerdo con alguien que amenaza la institucionalidad, con alguien que amenaza a funcionarios, que intenta romper las reglas del juego democrático a su conveniencia y que tampoco ofrece propuestas. Simplemente es acceder al poder, llevando a una cantidad de personas que no tienen un pasado muy transparente. Vamos no podría estarse planteando una alianza con alguien así.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

TSE pide presupuesto 2019 en tiempo

El magistrado del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Miguel Ángel Cardoza pidió ayer que el Ministerio de …

MÁS INFORMACIÓN
TSE transmitió 70 % de las actas durante la prueba

TSE detectó fallas de transmisión en Cojutepeque, en Chalatenango, Zacatecoluca y en el depar-tame...

MÁS INFORMACIÓN
Así responden a temas de país tres candidatos en debate presidencial en UES

Este domingo tres de los cuatro candidatos a la presidencia de 2019 llegaron a la Universidad …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.