Editorial & Opinion

Un acompañamiento problemático

Rubén I. Zamora / Abogado, político y diplomático

martes 19, febrero 2019 - 12:00 am

La reciente noticia que la embajadora de los Estados Unidos se propone “acompañar al presidente electo Bukele en la transición de poderes” es una noticia no solo inusual sino realmente peligrosa.

Las razones para no aceptarlo son múltiples:

En primer lugar, la transición de mandos que se inicia ahora y tiene que ver con aspectos administrativos propios de todos los gobiernos, es un proceso intrínsecamente interno de El Salvador y no debe aceptar injerencia alguna de diplomáticos extranjeros; el solo hecho de estar incurriendo a dar opiniones públicas sobre situaciones internas en el país es algo censurable, el hecho de ofrecerse a acompañar al presidente electo en este caso es aún más censurable.

publicidad

La transición gubernamental después de cada elección presidencial, se realiza a base de crear diversos equipos mixtos, integrados por funcionarios del gobierno saliente y el entrante y tiene por objeto poner al día al nuevo gobierno sobre la situación del aparato estatal; la última palabra en este esfuerzo es del presidente electo y el hecho de que en esta tan delicada tarea sea acompañado por la embajadora norteamericana da pie para una imagen del Nuevo gobierno como subordinado a los dictámenes de la embajada de ese país.

Los representantes diplomáticos están acreditados para presentar lo que su gobierno propone o está haciendo en su relación con el país al que están acreditados, así como para darle a conocer al gobierno lo que su gobierno piensa acerca de lo que él está haciendo o dejando de hacer; en ningún momento están facultados para ser parte de los procesos internos del país y el que la Señora embajadora pretenda acompañar al que será nuestro presidente por cinco años, no puede menos que calificarse de intervención extranjera en los asuntos de El Salvador.


En la historia de America Latina hemos vivido muchas situaciones en las que la potencia del Norte ha intervenido en nuestro asuntos, por lo general con un resultado catastrófico; si ahora que el Nuevo gobierno va a iniciar sus labores lo hace bajo la tutela de los Estados Unidos, es un augurio muy negativo para el futuro gobierno, especialmente cuando lo hace la embajadora que representa al gobernante actual de los Estados Unidos que ha denigrado públicamente a nuestros compatriotas y sostiene una hostil política en el tema migratorio.

Lo que está en juego es pues, la dignidad e independencia de nuestro país.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

El enfrentamiento Asamblea Legislativa vrs. el Ejecutivo

Hace ya varios años, en tiempos de Tony Saca, y a su iniciativa, la Asamblea Legislativa …

MÁS INFORMACIÓN
La Amazonia arde…Los presidentes discuten

A Partir de Enero de este año, los incendios en la Amazonia empezaron a multiplicarse, para …

MÁS INFORMACIÓN
La Cicies y la OEA

Lo que hasta ahora existe es simplemente la intención de ambas partes de hacerlo....

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras, de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.