Cerrar [X]

Deportes

Cristiano acecha el reinado de Messi y FIFA olvida escándalos de corrupción

EFE

lunes 9, enero 2017 - 4:12 pm

La FIFA volvió a disfrutar de la fiesta del fútbol alejada de polémicas sobre la corrupción en la entidad y aumentando la rivalidad entre los dos mayores astros del fútbol mundial al ser coronado Cristiano Ronaldo como “The best”, el mejor jugador del mundo por cuarta vez, acechando así el reinado del argentino Leonel Messi.

“El fútbol ha vuelto”, afirmó rotundo durante la gala el presidente de la FIFA, el suizo Gianni Infantino, que aún no ha cumplido un año en el cargo, pero que ha logrado imponer que los escándalos de corrupción en el organismo que rige el fútbol mundial parezcan algo del pasado y que ahora lo que reine sea la pelota.

Si bien en la reunión de este martes de su consejo directivo el avance de las investigaciones de la fiscalía suiza y del FBI sobre dicha corrupción esté sobre la mesa, los participantes de la fiesta de este lunes dejaron claro que esta es una nueva era.

publicidad

“Es genial poder estar aquí conmemorando el fútbol y no más hablar de escándalos de corrupción y de poder participar de este nuevo proyecto”, afirmó el brasileño Ronaldo antes de la ceremonia.

En la misma línea se expresó Diego Armando Maradona, que ha vuelto “a la familia FIFA” tras años denunciando sus “prácticas mafiosas”.


“Después de todo lo que se robaron, y de toda la corrupción, es bueno ver caras nuevas y creer el fútbol va a ir para mejor”, concluyó Maradona.

Este entusiasmo también lo demostró la estadounidense Carli Lloyd, elegida por segundo año consecutivo como la mejor jugadora del mundo, quien dijo estar convencida de que “la nueva FIFA” liderada por Infantino dará un impulso al fútbol femenino.

Polémicas no hubo y, como todo el mundo pronosticaba, Cristiano Ronaldo (Real Madrid) fue elegido el mejor jugador del mundo de 2016 con el 34,54 por ciento de los votos, imponiéndose a Antoine Greizman (Atlético de Madrid) que se estrenaba como candidato, y a Leonel Messi (Barça), que ha ganado el galardón en cinco ocasiones.

La sorpresa la dio Messi y el resto de jugadores del Barça, que no asistieron a la fiesta alegando que debían prepararse para el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey.

De nada sirvió las disculpas grabadas en vídeo del capitán del equipo, Andrés Iniesta, que se difundieron en el evento, ni de las reiteradas frases de excusa de los presentadores: todo el mundo comentó la ausencia afirmando entenderla, pero criticandola veladamente.

El protagonista de la noche, Ronaldo, dejó claro que lo entendía, pero no cejó en decir que los años en que Messi ganó, él sí participó de la ceremonia.

Ronaldo ya acumula cinco galardones -cuatro con la denominación Balón de Oro y uno con “The best”- y si bien Messi le adelanta en un Balón de Oro, el luso dijo que su objetivo “es mantenerse en el mismo nivel” por mucho tiempo aún, lo que le da espacio para equilibrar, y tal vez superar, al astro argentino.

El portugués afirmó en reiteradas ocasiones durante la noche que 2016 fue su “mejor año tanto personal como profesionalmente”.

Apareció en la gala con su nueva novia, Giorgina Rodríguez, aunque evitó el baño de masas al llegar a la ceremonia cuando ésta ya estaba comenzado y no tuvo tiempo de fotografiarse con los aficionados o firmar autógrafos, como hicieron otros jugadores.

A Ronaldo sólo se le aguó la fiesta cuando la FIFA eligió al italiano Claudio Ranieri, entrenador del Leicester, como mejor técnico, superando a Zinedine Zidane (Real Madrid) y a Fernando Santos (selección portuguesa) los dos técnicos con los que ganó los títulos del año pasado.

Durante la noche quedó una vez más muy claro que la Liga española reina en el fútbol mundial, dado que 9 de los 11 jugadores del “Once Ideal” de la FIFA juegan en el campeonato de España.

La nota de glamour, más allá de los espectaculares cuerpos enfundados en atrevidos vestidos de las esposas de los jugadores, la puso la actriz estadounidense Eva Longoria, que actuó como co-presentadora de la gala, junto al alemán Marco Schreyl.

La texana vistió un ajustadísimo vestido blanco tipo sirena sin más adornos que una gargantilla de brillantes con pulsera y anillos a juego, y demostró una vez más su simpatía y su sentido del humor.

De hecho, hizo gala de un español fluido y fue la encargada de entrevistar a los galardonados hispanos y lusófonos de la noche.

La nota emotiva fue la concesión del premio “Juego Limpio” al Atlético Nacional de Colombia por haber pedido que se adjudicara el título de la Copa Sudamericana al club brasileño Chapacoense, tras perecer en un accidente de avión la mayoría de sus jugadores.




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN

Florentino Pérez pone $80 millones por un fichaje de urgencia

El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, está harto de la penosa situación del Real Madrid …

MÁS INFORMACIÓN
El alarmante dato del bajo rendimiento de Cristiano Ronaldo

Según datos registrados por el diario 'As', Cristiano Ronaldo ha intentado un total de 55 remates …

MÁS INFORMACIÓN


Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.