Cerrar [X]

Buenos Días

Titulares de ayer, hoy ¿Y siempre?

Álvaro Cruz Rojas / Editor Jefe

jueves 27, julio 2017 - 12:00 am

Me encanta leer de historia y una riqueza histórica encierran las colecciones de periódicos. En las últimas semanas he estado leyendo ediciones de Diario El Mundo de estas cinco décadas de existencia y tristemente parece haber cosas que no han cambiado.

Noticias sobre violencia y corrupción se repiten tanto en estas cinco décadas que uno no sabe qué pensar. ¿Será que  todos estos gobiernos han sido realmente incapaces o es que no han tenido la voluntad para remediar estos problemas?

“Ametrallan a una patrulla policial”, “Asesinan a agente cuando visitaba familiares”, violan, matan, roban, asaltan, son verbos tan comunes en las  noticias de las últimas cinco décadas, que uno no sabe qué pensar.

publicidad

Los que firmaron los Acuerdos de Paz hasta crearon una nueva corporación policial pero igualmente seguimos teniendo los mismos problemas. ¿Entonces qué era?

Es triste también el tema de la corrupción. Encontré una noticia sobre un funcionario de mediano nivel en un ministerio, corresponde a los años 70, y en ella se le cuestiona por irregularidades administrativas. ¿Qué creen que sucedió? Ese personaje siguió escalando posiciones hasta convertirse por casi dos décadas en uno de los hombres más poderosos de este país,  por supuesto, también uno de los más cuestionados. ¿Entonces?


¿Qué decir del desorden en las calles? No sé cuántos cientos de titulares he leído sobre el tráfico, los accidentes, la irresponsabilidad de los buseros, el mal servicio del transporte colectivo y las promesas de los funcionarios para arreglarlo. Las historias de estas tres décadas recientes sobre el desorden de las ventas en el centro capitalino, son otra constante.

¿Seguiremos leyendo las próximas cinco décadas los mismos titulares de ayer y hoy? ¿Estaremos condenados a esos titulares para siempre?




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.