Cerrar [X]

Editorial

Un pueblo que no se deja vencer por las pandillas

Miércoles 29, Julio 2015 - 12:00 am

La paralización del transporte, producto de las pandillas, deja ver a un pueblo que hace todo por ganarse honradamente su pan, yendo a sus trabajos en lo que sea pese al terror que han provocado estos grupos delincuenciales. Este es un pueblo que lucha y no se deja vencer.

Es un pueblo que se sacrifica. Que si tiene que subir a un vehículo con condiciones deplorables para cumplir sus obligaciones, lo hace.  Es admirable e igualmente lamentable como hombres y mujeres de todas las edades, caminan largas distancias para poder llegar a sus trabajos. Y en ese sentido, su actitud derrota a las pandillas que buscan ver de rodillas no solo al Gobierno sino también a la población.

Es muy triste lo que ha sucedido estos días en El Salvador. Ver cómo bandas de delincuentes son capaces de sembrar el terror y paralizar el servicio de transporte debe hacernos tomar conciencia que la realidad de la inseguridad tiene una dimensión enorme.

publicidad

Por eso mismo, la clase política no puede seguir acusándose mutuamente y buscando culpables, sin tener la conciencia de que el gran afectado es el pueblo más humilde, el mismo que camina largas distancias y se hacina en pick ups para impedir que el país se paralice. Ese pueblo heroico merece soluciones y acabar con esta ola de inseguridad que sufrimos.

 

 




RECOMENDACIÓN DE LA REDACCIÓN



Opine y Comente

Diario El Mundo abre este espacio de opiniones para que se pueda debatir, construir ideas y fomentar la reflexión. Por eso, pedimos que se evite hacer uso de ataques ofensivos, que incluyan malas palabras,
de lo contrario nos reservamos el derecho de publicación.

Recuerde que este es un medio que está para generar opinión constructiva.

Simple Share Buttons